El polémico tenista australiano Nick Kyrgios se retractó este miércoles de sus declaraciones del martes tras su estreno en el US Open en las que calificó a la ATP de "bastante corrupta", y dijo no haber "elegido las palabras correctas".

"No fue la elección correcta de palabras y mi objetivo e intención era hablar sobre lo que creo son dobles estándares en lugar de corrupción", aseguró Kyrgios en un mensaje publicado en Twitter.

El australiano reconoció que su comportamiento en el pasado ha sido "controvertido" y que le ha "metido en problemas", a la vez que apuntó que en realidad quería en sus declaraciones del martes abordar el hecho de que otras personas con conductas similares "no están siendo sancionados".

Noticias relacionadas

Kyrgios durante un partido EFE

[Más información en: Kyrgios la vuelve a liar: En la ATP son unos corruptos]