El próximo mes de mayo se celebrarán las elecciones a la presidencia de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF). En ellas, podría tener lugar un verdadero duelo entre dos de los personajes españoles más importantes del panorama futbolístico actual. Según ha informado El Partidazo de Cadena COPE, Iker Casillas podría ser uno de los candidatos para presentarse.

Noticias relacionadas

El exguardameta del Real Madrid y actual enlace entre la plantilla de jugadores del Oporto y la Junta Directiva del club se estaría pensando participar como rival de Luis Rubiales. Tal y como informan, Javier Tebas, presidente de LaLiga, lleva varias semanas intentando convencerle para que dé el paso.

El plan consistiría en que Casillas liderase una lista que estaría compuesta por otros exfutbolistas importantes. Además, varias personas del entorno del máximo dirigente de la competición le habrían convencido de que solo él podría intentar quitar a Luis Rubiales la presidencia de la Federación. Esta decisión supondría su retirada oficial del fútbol profesional y el inicio de una nueva etapa.

Javier Tebas, presidente de LaLiga.

Casillas sufrió un infarto de miocardio el pasado mes de mayo que le obligó a apartarse de los terrenos de juego de manera provisional. Por ello, el portero estaría meditando esta opción cuidadosamente. Iker aún no habría respondido a la propuesta porque se lo quiere pensar con detenimiento ya que sería el adiós definitivo al césped y debería aprender a manejarse en estos asuntos cuanto antes.

Constante tensión entre Tebas y Rubiales

Hace unos meses ya salieron los rumores de que LaLiga estaría manejando esta posibilidad. El organismo no dio su opinión al respecto y el portero español habría rechazado esta oferta con el objetivo de continuar en el Oporto con la recuperación para volver a los terrenos de juego cuanto antes. Sin embargo, la situación podría haber cambiado y el de Móstoles podría volver a escena para complicarle las cosas a Rubiales al frente de la Federación.

Aunque si finalmente decide no presentarse a las elecciones que se celebrarán antes de la Eurocopa, Rubiales sería automáticamente reelegido por el periodo 2020/2024. No obstante, la razón por la que Tebas estaría convenciendo al guardameta sería la mala relación que mantiene con el presidente de la Federación.

Ambos han protagonizado en numerosas ocasiones cruce de mensajes que dejan ver la falta de afinidad entre los dirigentes. La tensión ha estado siempre en el aire y el presidente de LaLiga podría tener el cambio en sus manos.

[Más información: Rubiales pide la dimisión de Tebas por insistir en llevar un partido de LaLiga a Miami]