Mateu Lahoz ha estado presente en El Hormiguero. El colegiado ha hablado sin tapujos sobre su vida privada y sobre el gran tema del año: el VAR. El árbitro español ha sido el primero en visitar este tipo de programas y no ha decepcionado. El valenciano ha confesado el motivo por el cual comenzó a arbitrar. Un trencilla peculiar, con personalidad y muy conocido en Europa por su forma de controlar los partidos.

Noticias relacionadas

Mateu Lahoz, durante El Clásico REUTERS

"Desgraciadamente por el fallecimiento de mi padre. Somos seis hermanos y el mayor tuvo la lúcida idea de animarme a hacer algo que era chocante en ese momento. Era 1991, y eso marcó mi vida. La terapia de choque fue esa. La temporada 1992/1993 gracias al empujón de mi hermano y a esa mala experiencia que me tocó vivir", ha asegurado.

Además ha confesado la importancia de la educación y defender la técnica del arbitraje ante las faltas de respeto que se viven en un terreno de juego: "Quiero que los padres y las madres avancen en educar a los niños, desde el "por favor" al "gracias", y que si quieren dedicar dos o tres horas el fin de semana al arbitraje, que lo hagan que están practicando deporte".

El VAR y su importancia

No ha sido fácil la temporada para los colegiados por un nuevo invitado particular. Pero Mateu Lahoz no ha rehuido de ese tema y admite la importancia del videoarbitraje: "Si el VAR hubiese existido antes yo aún tendría pelo. Ha dado un eco brutal a nuestra labor. Os agradezco a los medios cómo habéis explicado a todos. Eso ha servido para valorar más nuestra labor, tanto la de asistentes como de principales, porque imagina que eres un árbitro de 14 años...".

[Más información: Así ve Mateu Lahoz el robo al Real Madrid en la final de la Copa del Rey]