Imagen del andamio con el anuncio de Netflix, en San Sebastián.

Imagen del andamio con el anuncio de Netflix, en San Sebastián. Efe

Cine Publicidad de guerrilla

La Guardia Civil denuncia a Netflix por faltar a las víctimas de ETA

La Asociación Profesional de Guardias Civiles solicitará ante la Fiscalía de la Audiencia Nacional que la campaña sea retirada y se "proceda a depurar las responsabilidades".

Peio H. Riaño

El anuncio que cubre un edificio del centro de San Sebastián con la publicidad de Fe de Etarras, de la plataforma Netflix, llega a los tribunales. La Guardia Civil considera la campaña “irrespetuosa con nuestras víctimas del terrorismo etarra”. Desde la Secretaría Jurídica Estatal de la Unión de Guardias Civiles se considera que es “apológicamente cercana al terrorismo etarra”.

“Y por último, atenta contra la reparación del sufrimiento infringido en nuestras víctimas del terrorismo etarra, yendo contra su dignidad y contra la debida reparación que tanto los asesinos como el resto de la sociedad silenciosa, les deben”, explican en el comunicado.

Por ello, la Asociación Profesional de Guardias Civiles solicitará ante la Fiscalía de la Audiencia Nacional que se tome la medida cautelar de su retirada, “y se proceda a depurar las responsabilidades, restaurar la legalidad y defender los derechos de las víctimas del terrorismo etarra”. En el anuncio “se puede leer tachada la palabra españoles tres veces en rojo, simulando sangre y la publicidad del documental Fe de Etarras”.

Sin embargo, el color rojo más parece simular tres tachones con spray, como si de una pintada callejera se tratara. Y, lo que es más importante, la nueva película de Borja Cobeaga y Diego San José -los guionistas de Ocho apellidos vascos- no es un documental. De hecho, es una película que llevaba atascada más de una década, precisamente por la falta de apoyo que ha encontrado a la hora de bromear con el terrorismo. A pesar de que Cobeaga ya se enfrentó al tema en El negociador, que dirigió y escribió.

Una comedia alocada

Además, Cobeaga y San José son los responsables de Vaya Semanita, el programa de humor de la ETB2 de éxito nacional, que ahora han desarrollado en formato largometraje. Su punto de vista humorístico y ficticio sobre el terrorismo vasco lo financiará y estrenará Netflix, en el próximo Festival de San Sebastián, que arranca este viernes. Cobeaga ya ha definido la película como una “comedia alocada”. Es el segundo filme español producido y distribuido por el gigante estadounidense.

Las campañas de Netflix han hecho ruido en los últimos meses. Con Narcos lograron convertirse en la oposición más cruda al PP. La promoción de la tercera temporada de la serie arrancó con un troleo sin precedentes en la historia de la publicidad, al dirigirse al presidente del Gobierno: “Tú también sé fuerte. La nueva entrega de #Narcos llega el viernes y no viene en sobres”. Los temblores causados por la deflagración todavía se sienten en Moncloa.

Por si fuera poco, en la Puerta de Sol de Madrid colocaron un gigantesco cartel en el que se leía: “Sé fuerte. Vuelve Narcos”. El destinatario estaba claro. Netflix volvió a la carga con Narcos, pero ahora utilizando los papeles de Bárcenas para promocionar su aplaudida serie sobre mafiosos.