Una imagen del edificio de Desert City. | Foto: Imagen Subliminal, Miguel de Guzmán y Rocío Romero.

Una imagen del edificio de Desert City. | Foto: Imagen Subliminal, Miguel de Guzmán y Rocío Romero.

Planes OCIO

El oasis de los cactus está en Madrid

Abre Desert City, un vivero biotecnológico de plantas que promete convertirse en el jardín de referencia en Europa.

Dicen que el futuro es digital, eléctrico y que viene cargado de cactus. Y no, no es por ese rumor que circula y que le atribuye a estas plantas propiedades todopoderosas para detener las ondas de los ordenadores; esas que salvarán nuestro cerebro. Eso es, tan solo, una afirmación errónea. Sino por su capacidad para soportar las grandes sequías. La jardinería moderna lo sabe y, consciente o inconscientemente, está llenando nuestros hogares con decenas de estas plantas. Y Madrid quiere unirse a la tendencia con el vivero más grande de España: Desert City.

Protagonistas en el mundo de la decoración, se adaptan a todo tipo de ambientes -desde los más minimalistas a los más salvajes- y, lo más importante, respetan el medio ambiente. Porque el interiorismo de actualidad también pasa por esa creciente consciencia ecológica; ahora comes pensando en lo que comes y decoras pensando en ahorrar y ser bueno con el mundo. Los cactus, además de muy fáciles de cuidar, ayudan a todo esto.

Con esta filosofía de “jardín sostenible”, como lo llama su creadora Mercedes García, nace este proyecto de más de 5.000 m² en un paisaje que venía dibujado por los residuos como antiguo vertedero en San Sebastián de los Reyes (Madrid). Diseñado por el arquitecto Jacobo García-Germán, Desert City se define como un vivero biotecnológico de plantas xerofíticas abierto al público, para que todos podamos disfrutar, aprender y llevarnos un poco de esa sostenibilidad a casa.

El invernadero de Desert City en Madrid. | Foto: Imagen Subliminal, Miguel de Guzmán y Rocío Romero.

El invernadero de Desert City en Madrid. | Foto: Imagen Subliminal, Miguel de Guzmán y Rocío Romero.

Se trata de “un proyecto transgresor que busca convertirse en un punto de referencia para los amantes de la naturaleza”. Así, Mercedes García ha creado un jardín botánico que aúna los paisajes naturales de las zonas más áridas del planeta con plantas autóctonas (como la lavanda o el romero) y cactus más típicos del clima mediterráneo. De ahí que este parque temático de xerofíticas se articule en diferentes zonas que evoquen los desiertos del todo el mundo.

Además, cuenta con un vivero en el que se cultivan y venden las plantas que se exhiben, además de todas herramientas necesarias para su desarrollo en casa. Más de 400 especies provenientes de todos los continentes que conviven en este centro biotecnológico especializado en xeropaisajismo -como los expertos llaman al arte de decorar con cactus-, y que cuenta con un área dedicada al I+D, un laboratorio y una terraza-mirador.

Desert City, obra del arquitecto Jacobo García-German. | Foto: Imagen Subliminal, Miguel de Guzmán y Rocío Romero.

Desert City, obra del arquitecto Jacobo García-German. | Foto: Imagen Subliminal, Miguel de Guzmán y Rocío Romero.

La construcción longitudinal de su estructura ha sido diseñada por el estudio de Jacobo García-Germán, en la “creencia de que la arquitectura es una actividad de contenido cultural capaz de ofrecer un valor añadido a la ciudad y sus habitantes”. La cubierta del invernadero, quizás lo más impresionante (con permiso de las xerofíticas) es una estructura de cables tensados a tracción, única en España, que pone de manifiesto el compromiso que tiene Desert City con la innovación y la imaginación.

JARDINES DE CACTUS EN EL MUNDO

El cactus más grande del mundo se encuentra en México, uno de los paraísos para esta especie de plantas que crecen frente a las adversidades. Pero son muchos los jardines que los incluyen o, incluso, que se dedican a su investigación. Aquí tienes una selección.