Luis Figo (48 años) está atravesando momentos duros. El deportista acaba de perder a uno de los pilares más importantes de su vida: su madre. Maria Joana Pestana Madeira fallecía este lunes, 15 de febrero, tras años luchando contra una enfermedad degenerativa que la tenía sometida a hemodiálisis permanente. Una dolencia que la tenía en estado vegetativo desde hace tiempo y que ha provocado que su hijo haya tenido que vivir a caballo entre Madrid y Lisboa, donde ha acontecido el triste desenlace.

Noticias relacionadas

Maria Joana llevaba días ingresada en la UCI del hospital lisboeta de La Luz, tal y como adelantaba la revista portuguesa Caras al ofrecer la noticia de la muerte. Y, a pesar de que en un principio circularon las informaciones de que la causa estaba relacionada con un positivo por Covid, lo cierto es que el diario luso TV7 Dias, tras contactar con fuentes médicas, se encargaba de desmentirlo. Ha sido pues la enfermedad que le fue diagnosticada hace años, agravada en estas primeras semanas de 2021, lo que ha precipitado el desenlace.

El que fuera futbolista tanto del Real Madrid como del Barcelona, se apresuraba a viajar hasta su país natal para despedirse de ella. Un trayecto, el de Madrid-Lisboa, al que por desgracia se había acostumbrado desde que la salud de su madre empeoró. Desde allí, compartía una imagen pisando la playa y sobre la que escribía: "Momentos de paz". Una clara alusión a ese choque de emociones que se experimenta cuando se pierde a un ser querido que ha sufrido tanto en la recta final de su vida. 

Así se despedía Figo de su madre en las redes. Instagram.

Apoyo incondicional

Una imagen muy similar a la que posteaba su esposa, Helen Svedin (46), que se ha encargado de ser su mejor apoyo para poder superar este trance. Y para acompañarle en todas esas visitas mientras Maria Joana se iba consumiendo. En ese encaje de agendas para poder atender lo mismo a la mujer que a los negocios que el matrimonio tiene en Madrid (en concreto Damash, centrada en la explotación de minas de oro en África, y Dream Football, una firma por internet que descubre nuevos talentos futbolísticos).

Luis y Helen se han convertido en una de las parejas más sólidas del panorama internacional. Se conocieron en 1996, durante un espectáculo de baile de Joaquín Cortés (51) en Barcelona. Una anécdota que le gusta mucho recordar a Daniela (21), la mayor de las tres hijas que tienen juntos. Y a lo largo de este cuarto de siglo, han sido capaces de apoyarse cuando ha habido baches en el camino.

[Más información: Figo carga contra Rufián: "He pagado más a Hacienda durmiendo que tú despierto toda tu vida"]