La Agencia Española del Medicamento ha informado sobre el riesgo de uso del acetato de ciproterona, un medicamento en comprimidos que se comercializa con el nombre comercial Androcur y que, entre otras indicaciones, se utiliza para la castración química, aunque con polémica. 

Noticias relacionadas

El organismo sanitario ha confirmado un aumento de riesgo de meningioma, un tipo de tumor cerebral generalmente benigno, que se podría presentar como único o múltiple. Los expertos especifican, eso sí, que el riesgo se considera "bajo", pero que aumenta con la dosis acumulada (tanto por dosis altas como por el tiempo prolongado de tratamiento). 

Por esta razón, se recomienda a los profesionales sanitarios utilizar cirpoterona monofármaco a las dosis eficaces más bajas posibles y sólo cuando otras alternativas no sean posibles o resulten ineficaces. 

Asimismo, piden a los médicos que vigilen la posible aparición de síntomas indicativos de meningioma en los pacientes en tratamiento. 

Según se explica en un blog al respecto del grupo Quironsalud, el meningioma cerebral no es estrictamente un tumor cerebral, entendiendo que esta lesión no crece del cerebro, como los gliomas. Los meningiomas crecen a expensas de las meninges, de ahí toman su nombre. Pero el estar tan cerca de este órgano, lo convierte de facto en el tumor cerebral más frecuente.

Se ve con más frecuencia en las mujeres y con picos de presentación entre los 60 y 70 años, aunque se pueden encontrar a otras edades.

No se conocen con exactitud las causas por las que se puede padecer un meningioma, pero sí se sabe que su crecimiento es lento.

Algunos síntomas para sospechar su presencia pueden ser dolor de cabeza, mareos o convulsiones, entre otros. 

La Agencia también recomienda a los médicos que, en caso de diagnóstico de meningioma, se suspenda permanentemente el tratamiento con ciproterona en cualquier de sus formas. 

Además de para la castración química -que en España está aprobada para hombres que la soliciten voluntariamente para reducir el impulso sexual aumentado, algo común en delincuentes sexuales-, el Androcur está indicado para el tratamiento del carcinoma avanzado de próstata hormonodependiente, la reducción de niveles de andrógenos al inicio de tratamiento con análoso de GnRH y el tratamiento de sofocos causados por disminución de los niveles de andrógenos. 

Para mujeres, el Androcur se indica para manifestaciones graves de androgenización, como el hirsutismo muy intenso y la alopecia androgenética severa, acompañada a menudo de cuadros graves de acné y/o seborrea. 

El riesgo de desarrollo de meningioma asociado al uso prolongado de Androcur es conocido hace tiempo y su administración está contraindicada en pacientes con meningioma o antecedentes personales del mismo. Estas restricciones se establecieron en 2009 tras la evaluación de los datos procedentes de notificación espontánea de sospechas de reacciones adversas.

Sin embargo, el Comité para la Evaluación de Riesgos en Farmacovigilancia europeo (PRAC) acaba de finalizar una nueva revisión de este asunto motivada por la aparición de nueva información procedente de un estudio realizado en Francia y otros estudios posteriores a 2009.

Esta nueva revisión ha establecido que el riesgo de meningioma (único o múltiple) se considera bajo y se ha observado a dosis de 25 mg/día o superiores y que este riesgo aumenta con el incremento de la dosis acumulada de ciproterona. La mayoría de los casos se han presentado con dosis altas durante periodos prolongados, pero también se han identificados casos con tiempos más cortos de tratamiento a dosis altas.

También se ha demostrado que no hay riesgo de meningioma con tratamientos que incluyen acetato de ciproterona a dosis bajas (1 o 2 mg) combinada con etinilestradiol o estradiol valerato. No obstante, por precaución, estos tratamientos se deben evitar en pacientes con meningioma o con antecedentes.

Por último, tras la revisión se establece que el acetato de ciproterona como monofármaco se debería utilizar solo cuando otras alternativas (incluyendo su combinación a dosis bajas) no puedan utilizarse o resulten ineficaces.