Este viernes se podrá atisbar en los cielos de la península el segundo eclipse penumbral de Luna del año. Sin embargo, la mejor zona para disfrutar del fenómeno astronómico será en las islas Baleares donde anochece antes, según informa el soporte meteorológico digital eltiempo.es

Noticias relacionadas

Según explica Mario Picazo, meteorólogo y profesor de Meteorología y Cambio Climático, se trata de un eclipse de luna penumbral, es decir, un leve oscurecimiento de la superficie del satélite al atravesar la zona de penumbra que proyecta la Tierra. Recibe el peculiar nombre de 'luna de fresa' porque coincide con el fin de la primavera y la época de las cosechas de fresas 

El eclipse comenzará a las 19:48 (hora peninsular) y su máximo será a las 21:26 horas, cuando en muchas zonas del país aún no haya anochecido. De esta forma, el extremo este del país se convierte en el lugar más apropiado para observar el fenómeno dado que se va antes la luz solar y la luna alcanza una mayor altura durante el eclipse. 


El eclipse durará en total 3 horas y 16 minutos, aunque en España solo se podrán ver las últimas fases, coincidiendo con la salida de la Luna. También será visible en Oceanía, Asia, África.

No será un eclipse total, sino que solo un 57% del diámetro lunar quedará inmerso en la penumbra. Se verá cómo una parte de la Luna aparece con una ligera sombra que cruza por su superficie.

En realidad, lo que sucederá es que la Luna atravesará la zona de penumbra que proyecta la Tierra. Si lo que atravesara el satélite fuera la sombra y no la penumbra de la Tierra, se trataría de un eclipse total. 

¿Las nubes permitirán verlo? 

A la hora del eclipse, en el archipiélago balear el cielo estará despejado o poco nuboso, una situación ideal para poder observar el fenómeno astronómico sin problema.

Se recomienda contemplarlo desde un lugar despejado de obstáculos. No es necesario ningún tipo de protección para observar este eclipse, que podrá apreciarse a simple vista. Sin embargo, se recomienda utilizar algún instrumento de observación como un telescopio o prismáticos. 

"El siguiente será un eclipse solar anular o de 'anillo de fuego'", explica Picazo. "El 21 de junio, a las 7:20 de la mañana la Luna ocultará al Sol proyectando una sombra en forma de aro luminoso. Será visible principalmente desde África y Asia, pero en Melilla habrá un ligero ocultamiento".