Sociedad

¿Quién se encarga de los cuidados de nuestros mayores en Zamora?

5 noviembre, 2020 17:55

Las personas cuidadoras no profesionales y la labor que realizan, queda muchas veces invisibilizada porque se realiza fundamentalmente en el ámbito del domicilio privado y se trata de una actividad no remunerada. En la conmemoración del Día de las Personas Cuidadoras (5 de noviembre), Cruz Roja lanza, por segundo año, la iniciativa #MiraQuienCuida para visibilizar la realidad de las personas cuidadoras no profesionales y dar a conocer los servicios que realiza para apoyar a las personas que cuidan de otras personas. Las mujeres de menos de 65 años, especialmente las de 45-64 años, contribuyen con más de la mitad de todo el volumen de cuidado (medido en horas) aportado por todos los cuidadores (55%). Y es una mujer mayor la que recibe la mayor parte del cuidado provisto por cualquier cuidador (49%). 

Durante la pandemia por la COVID-19, toda la sociedad ha podido comprobar la importancia que tienen los cuidados y el papel de las personas cuidadoras, una labor fundamental que habitualmente permanece oculta. La iniciativa #MiraQuienCuida de Cruz Roja está protagonizada por los testimonios de personas cuidadoras no profesionales que muestran cómo es su realidad y las dificultades que tienen que afrontar. 

La llamada a la acción de #MiraQuienCuida consiste en visibilizar la labor de las personas cuidadoras y dar a conocer el apoyo de Cruz Roja a las personas cuidadoras, entre ellos, el que se realiza desde el Servicio Multicanal de SerCuidadorA. En Cruz Roja Española en Zamora se atiende a unas 120 personas cuidadoras al año. Como explica Noelia Chamorro García, directora de intervención social y responsable del programa de personas cuidadoras, “La pandemia ha aumentado su situación de incertidumbre, soledad y aislamiento. 

Además de los sentimientos de culpabilidad al realizar cualquier tipo de actividad puesto que eso podría repercutir en el contagio de su familiar. Esto ha provocado que en muchas ocasiones se eliminaran por completo todas las actividades personales repercutiendo en un menor autocuidado y bienestar”. Durante todos estos meses se ha seguido realizando una labor de apoyo y soporte emocional a las personas que cuidan de otras personas.