Región

Tudanca sobre la retirada de la reforma sanitaria: “La política vale y a veces las utopías se cumplen”

El Grupo Socialista consigue que las Cortes aprueben la retirada de la reforma sanitaria de la Junta de Castilla y León con el apoyo de PP y la abstención de Ciudadanos

7 septiembre, 2021 13:03

El portavoz del Grupo Parlamentario Socialista, Luis Tudanca, consiguió hoy el apoyo de todos los grupos parlamentarios –a excepción de la abstención de once parlamentarios de Ciudadanos- para pedir a la Junta que retire la reforma sanitaria que pretende desmantelar la sanidad pública en el medio rural. “La política vale y a veces las utopías se cumplen”, remarca.

El socialista  ha defendido una Proposición no de Ley en la que se pedía la retirada de dicho plan de reorganización sanitaria al que siempre se ha opuesto el PSOE y contó para ello con los votos a favor del PP y los del Grupo Mixto, solo se abstuvieron los representantes de Ciudadanos en la cámara autonómica.

El portavoz socialista fue contundente al asegurar que “siempre ha estado en el mismo sitio: defendiendo la sanidad pública” y lo hizo, dijo, con los profesionales y con los vecinos de todas las provincias. “Por eso nos hemos opuesto a esta reforma porque lo que está pasando en la sanidad rural no me lo tenían que contar, lo estaba viendo”, remachó.

“Me lo contaron en Monumenta, en Arenas de San Pedro, en el Tiétar, en Soria, en Carcedo o en Barruelo”, enumeró Tudanca algunos ejemplos de su periplo por la Comunidad para conocer la situación de la sanidad y las demandas de profesionales y vecinos.

"La voz de Castilla y León"

Una sanidad cada vez “más débil”, con profesionales “hartos” porque “sin una sanidad pública digna será imposible fijar población”. “Nadie me tiene que explicar cómo está la sanidad rural porque lo he visto yo y me lo han contado los vecinos mirándome a los ojos. Por eso, no me voy a rendir, no voy a parar”, advirtió.

En la Pnl, defendió, “traigo la voz de Castilla y León que exige una sanidad digna y por eso pido, con toda la convicción, la retirada del plan de reordenación” y advirtió: el PSOE cree en el diálogo, lo ha demostrado en múltiples ocasiones pero “cuando la palabra dada no vale y los acuerdos no se cumplen, la perseverancia y la lucha de todos claro que vale para parar la reforma”. “La política vale y lo que parecía imposible hoy puede ser una realidad porque, a veces, las utopías se cumplen”, apostilló.

No obstante, tras recordar que ha sido la soberbia la que ha impedido cualquier posibilidad de acuerdo, advirtió a Mañueco que “ya no le fían”. “Tiene que retirar la reforma, recuperar la atención presencial y reabrir los consultorios antes de ningún acuerdo más porque no nos fiamos”.

Finalmente, sostuvo que el éxito de esta retirada no es suyo, ni del PSOE, sino de las plataformas en defensa de la sanidad, de los sindicatos, de los profesionales sanitarios y de los vecinos de Castilla y León “que no se han rendido y no se rendirán nunca en la defensa de la sanidad pública”.