Región

Igea: “Esta no es nuestra hora”

22 marzo, 2021 20:40

Al término de la votación de la primera moción de censura fallida de Castilla y León, el partido de Ciudadanos atendía a los medios de comunicación para dejar en palabras del portavoz y vicepresidente de la Junta, Francisco Igea, una clara supervivencia del partido naranja.

“Esta no es nuestra hora”, afirmaba Igea en referencia a las declaraciones que había realizado unas horas antes el portavoz del Grupo de Ciudadanos, David Castaño, “déjennos morir en paz” dirigiéndose a Luis Tudanca, líder del PSOE en Castilla y León.

El líder de los naranjas explicaba en la rueda de prensa que “han sido días muy duros para los procuradores de Ciudadanos” y que muchas personas han cuestionado “su honor sin razón”. Además, ha querido dejar claro que su partido es “responsable” y que está tomando decisiones en más del 50% del presupuesto. “Y los que nos daban por muertos se apunten este día para que la próxima vez lo tengan en cuenta”, aseveraba.

Sobre la moción de censura, Igea ha querido dejar claro que era “incomprensible” y estaba “condenada al fracaso” porque se pedía a una mayoría del Gobierno que se censurase a sí misma.

En palabras del vicepresidente de la Junta, la moción era una maniobra similar a un partido de ajedrez que no se jugaba en la Comunidad y que pretendía abordar el espacio político de Ciudadanos. “Nos ha tocado lidiar con la situación más difícil y no nos hemos apartado, no hemos intentado hacer oposición dentro del Gobierno”, afirmaba.

Además de mensajes de agradecimiento y orgullo para todos los miembros de su partido, Igea hizo mención especial al presidente Alfonso Fernández Mañueco, por haber demostrado “ser un socio capaz y leal” que ha conseguido “cohesionar el equipo de gobierno de la comunidad autónoma”. También palabras de reconocimiento para la consejera de Sanidad, Verónica Casado, por “haber dejado días y noches de esfuerzo en intentar aliviar el sufrimiento de las personas”.

El acta de María Montero

Asimismo, el mensaje más directo del vicepresidente de la Junta fue para la procuradora por Salamanca, María Montero, y ex miembro del partido de Ciudadanos desde hace apenas tres días. “Confío en que María haga lo correcto”, unas sutiles palabras para pedirle el acta a la ex del partido naranja con quién reconoció haber compartido un sueño y años de trabajo.