Región

Rechazada la comparecencia urgente de Mañueco tras la reunión de una Diputación Permanente tildada de bochorno y paripé

28 enero, 2021 16:39

La Diputación Permanente de las Cortes de Castilla y León ha rechazado este jueves con 9 votos en contra y 8 a favor la "comparecencia urgente y extraordinaria" del presidente de la Junta, el 'popular' Alfonso Fernández Mañueco, para dar cuenta en el Parlamento de las medidas adoptadas por el Gobierno autonómico en la lucha contra el coronavirus, una petición que fue realizada por el Grupo Parlamentario Socialista el pasado 20 de enero y que finalmente se ha debatido este jueves, día 28, cuando "no hay tiempo material" para que se sustancie ya este mes.

De este modo, se mantiene el acuerdo alcanzado ayer tras la reunión de la Junta de Portavoces y de la Mesa de las Cortes para habilitar el viernes día 5 de febrero, ya en periodo ordinario de sesiones, para la comparecencia de Fernández Mañueco en una sesión monográfica.

La celebración de esta Diputación Permanente, tildada por algunos portavoces de "paripé", "esperpento" o "ridículo bochornoso", ha sido posible gracias a la votación a favor ayer del presidente de las Cortes, Luis Fuentes, de Ciudadanos, al que el portavoz del Grupo Socialista, Luis Tudanca, ha vuelto a agradecer que haya demostrado "un poco de cordura" en defensa de las instituciones, del consenso, del diálogo y de la transparencia.

Dicho esto, Tudanca ha manifestado su "decepción" ante la repercusión del "desconcierto" y del "descontrol" de la actuación de la Junta en la sede de la soberanía de los castellanoleoneses, con una crítica expresa a la forma de hacer política de PP y de Ciudadanos a los que ve "presos de un presidente que no da la cara" y de un vicepresidente, Francisco Igea, "absolutamente desnortado", como ha apuntado también el portavoz del Grupo Mixto, Pablo Fernández, que ha pedido al "Torra de la meseta" que "adopte acciones firmes" y cese a Igea, a quien ha comparado con un "antisistema muy en la línea del PP que lo único que hace es incumplir las normas" por su llamamiento a la rebelión de los ciudadanos contra el Gobierno.

Tudanca se ha reafirmado en la "urgente necesidad" de la comparecencia en las Cortes del "presidente declarado en rebeldía" al que ha recordado que la "dramática situación" que vive Castilla y León "por tercera ola consecutiva" y "golpe tras golpe" y a la que PP y Ciudadanos han respondido con un "sainete" para retrasar esta comparecencia a la espera, en su opinión, de que las cosas se solucionen por sí solas.

"El presidente no puede esconderse hasta que eso pase. Tiene que dar la cara", ha exigido Luis Tudanca para quien las explicaciones de Fernández Mañueco el viernes 5 de febrero llegarán "tarde y mal, como siempre y como lo hace todo".

"¡Cuánto han cambiado las cosas en esta tierra!", ha exclamado Tudanca que ha recordado que la última Diputación Permanente se reunió el 17 de marzo de 2020 en un momento de miedo y de incertidumbre ante el inicio de una pandemia mundial en la que el presidente Mañueco recibió la confianza, la lealtad, la comprensión y las propuestas de todos los partidos a los que respondió con respeto y con diálogo, según sus palabras, para reprochar que a día de hoy no quede nada de ese presidente.

Tudanca ha lamentado en concreto que hayan desaparecido los cuatro principios de actuación que enarboló Fernández Mañueco al principio de la pandemia, en referencia a la lealtad, la coordinación, la anticipación constante y la transparencia.

Por su parte, el portavoz del Grupo Popular, Raúl de la Hoz, se ha mostrado convencido de que el "paripé" representado este jueves en la Diputación Permanente servirá para comparar la actuación de unos y otros en un momento en el que España está en "cifras récord" de contagios y de coronavirus y en el que casi todas las comunidades autónomas piden modificar el estado de alarma para poder adoptar nuevas medidas que el Ejecutivo central rechaza por una "estrategia electoral en Cataluña".

De la Hoz ha considerado "absurdo" la posibilidad de que Fernández Mañueco compareciese dos veces, mañana, "imposible" por una cuestión procidemental al tenerse que convocar 48 horas antes, y el viernes 5 de febrero, a lo que ha añadido el coste que supondría para las arcas del Parlamento.

"A parte de comentarista de la realidad, viene hoy a hacer como propuesta estrella en la lucha contra el COVID que el presidente, además de comparecer el viernes que viene, comparezca también mañana", ha ironizado De la Hoz que ha situado a Fernández Mañueco como uno de los presidentes que más veces ha dado cuentas de su acción durante la pandemia en el parlamento cuando Pedro Sánchez acudió por última vez al Congreso en junio de 2020, a lo que ha añadido el sistemático voto en contra del PSOE a las diez peticiones de comparecencia que han realizado los 'populares'.

De la Hoz ha hecho un llamamiento a la "seriedad" que, en su opinión, le ha faltado al ya exministro de Sanidad, Salvador Illa, al que ha acusado de haber comparecido sólo en noviembre pero no en diciembre ni en enero, como ha evidenciado también el portavoz del Grupo Ciudadanos, David Castaño.

"Tenemos que soportar aquí PP y Cs que se nos acuse de todo porque el presidente no comparece seis días antes", ha lamentado Castaño que ha insistido en que Pedro Sánchez "y su marketing político" no acuden al Congreso desde hace seis meses. "La realidad es la realidad", se ha reafirmado el portavoz de la formación naranja que ha aclarado a PSOE y Podemos que deslealtad también es recurrir el adelanto del toque de queda para "salvar vidas" que "también es un derecho".

"Aquí no estamos hablando de una comunidad que se quiere independizar de España", ha aclarado Castaño a Fernández ante sus reiteradas alusiones a Fernández Mañueco como el "Torra de la meseta" y el "Puigdemont de la meseta".

Las principales críticas han llegado por parte de Fernández que ha admitido que se le caía "la cara de vergüenza" al participar en un "inmenso paripé" que ha achacado a PP y a Ciudadanos por usar las instituciones para proteger a Fernández Mañueco al que ha acusado de haber implementado las medidas más laxas de todo el país en navidades que han derivado ahora en "los peores datos" de toda España.

"De aquellos polvos, estos lodos", ha espetado a un presidente "escondido en su guarida" y en su "torre de marfil" y al que ha vuelto a acusar de "maltratar" a los profesionales sanitarios y de seguir dejando en la cuneta a los sectores cuyo cierre ha decretado la propia Junta de Castilla y León, como la hostelería, los centros deportivos o los autónomos que, según ha augurado, no volverán a levantar la verja de sus negocios.

Finalmente, ha ironizado sobre la creación en esta legislatura de una Consejería de Transparencia cuando PP y Ciudadanos han impedido la comparecencia urgente de Fernández Mañueco y ha aclarado que son a la transparencia lo que Atila a la horticultura, lo que Herodes a la puericultura o lo que Nerón a la extinción de incendios. "Se les tendría que caer la cara de vergüenza, pero para eso tendrían que tener vergüenza que ya empiezo a dudar", ha sentenciado.