El campo

WWF baraja denunciar a Castilla y León si no suspende la subasta de caza de doce lobos en la Sierra de la Culebra

14 mayo, 2021 16:49

WWF ha insistido a la Junta en su petición de que suspenda la subasta de caza de una docena de lobos en la Sierra de la Culebra, en la provincia de Palencia, y ha advertido de que baraja denunciar al Ejecutivo ante la Fiscalía de Medio Ambiente si no lo hace.

La organización, en un comunicado recogido por Europa Press, ha insistido en su petición de suspender la subasta para cazar los que ha denominado 'los últimos doce lobos de España' ya que, a su juicio, se está "a puertas" de la inclusión del lobo en el Listado de Especies en Régimen de Protección Especial (LESPE).

Así, la organización ha enviado una carta a la Junta para alertar de que la celebración de dicha subasta "puede tener repercusiones legales", puesto que se pretende subastar unos derechos de caza "sabiendo que no se van a poder ejercer" porque la especie dejará de ser cinegética en las "próximas semanas", cuando se incluya en el LESPE, aunque el Gobierno central ha planteado que dejará la decisión para finales de año.

Sin embargo, para agilizar la inclusión del lobo en este listado y prohibir la caza del lobo en toda España, WWF ha recordado que desarrolla la campaña 'Yo defiendo al lobo', que ya cuenta con cerca de 40.000 apoyos.

Paralelamente ha enviado la citada misiva dirigida tanto al presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, como a la vicepresidenta cuarta y Ministra para la Transición Energética y el Reto Demográfico, Teresa Ribera, para solicitar la suspensión "inmediata" de la subasta.

En la carta, la organización lamenta que este anuncio se produce justo cuando el propio Ministerio está a punto de incluir al lobo en el Listado de Especies en Régimen de Protección Especial, lo que implica que la especie estará protegida en toda España y dejará de ser cinegética "en pocas semanas".

La subasta que tendrá lugar en la Sierra de la Culebra puede llegar hasta los 7.000 euros por trofeo, en una puja con cantidades de partida de cerca de 3.600, a los que hay que añadir el precio del cobro de la pieza que se abona al matar al animal, que es de 2.500 euros, ha explicado WWF.

INFORME EN CONTRA

En este contexto, ha recordado que acaba de presentar su informe 'No a la caza del lobo', donde analiza la "incongruencia" que supone permitir la caza deportiva de esta especie "tan valiosa" para los ecosistemas y la sociedad "cuando está científicamente demostrado que la caza del lobo no reduce ni los daños ni el furtivismo y, además, genera un impacto negativo en el equilibrio de los ecosistemas y perjudica a las empresas de turismo de naturaleza".

La organización califica de "inaceptable" esta decisión de subastar los 'últimos 12 lobos de España' y, al mismo tiempo, también advierte de que la celebración de esta subasta expone a la propia Junta de Castilla y León a "posibles demandas y repercusiones legales" por parte de los cazadores y otros afectados porque se pretende ofertar unos derechos de caza "sabiendo que no se van a poder ejercer, puesto que la inclusión del lobo en el LESPE es incompatible con su caza".

"En el caso que la Junta no rectifique y anule esta subasta, WWF valora la posibilidad de presentar la correspondiente denuncia ante la fiscalía general de Medio Ambiente para que investigue los hechos y que compruebe el posible delito", ha advertido.

Según el secretario general de WWF España, Juan Carlos del Olmo, "esta subasta para la caza del trofeo del lobo es un auténtico contrasentido y un órdago de la Junta al Gobierno central en pleno proceso legal para que esta especie protegida deje de ser cinegética en todo el territorio".

Además, considera que "no es el momento de pensar en subastas de lobos, sino en trabajar en un nuevo modelo de gestión de la especie que apueste por su puesta en valor y por favorecer una coexistencia efectiva con las actividades tradicionales".