Televisión

'Supervivientes': El enfado de Ana María Aldón tras ser acusada de hacer trampas

Finalmente la mujer de Ortega Cano se hizo con la victoria en una prueba de recompensa

27 abril, 2020 09:13

El juego de localización de la gala de Supervivientes de este jueves ha estado lleno de polémica por la posible infracción de las normas. Ana María Aldón y Yiya se han enfrentado en un duelo en el que tenían que empujar una caja de madera hasta conseguir lanzar a su contrincante al mar. El premio, además de elegir la playa en la que vivirán la próxima semana, una pizza tamaño familiar.

Tras varias sospechas respecto al incumplimiento de las normas por parte de Aldón, la organización ha decidido parar el juego. Después de repetir las imágenes, Lara Álvarez ha comunicado que Yiya era la ganadora de la prueba, al comprobarse que la mujer de Ortega Cano había pisado el tablón para ejercer más fuerza, lo que no estaba permitido.

Al proclamarse la victoria de Yiya, la madrastra de Gloria Camila se ha mostrado muy indignada mientras negaba que había hecho trampas, poniendo así a la organización en duda.

"Me está dando vergüenza este momento. Yo no he pisado nada, he levantado el pie porque tenía el pie atrapado", ha exclamado la concursante cuando se ha marchado de la zona de juegos, paralizando la continuidad de la prueba.

Ante esta situación, Jorge Javier Vázquez ha intentado tranquilizarla mientras se ponía de su parte y la organización comprobaba las imágenes. "Yo me inclino por Ana María, pero soy un humilde presentador, las imágenes están a tu disposición Ana", ha confesado el presentador.

"Me dan igual las imágenes. No las necesito. Yo no he apoyado ni he ejercicio ningún tipo de presión, hasta aquí hemos llegado. Sé perfectamente cómo es el juego y sé lo que he hecho", ha contestado la superviviente muy alterada.

Después de analizar las imágenes, la dirección ha decidido repetir el duelo. Ante esta situación ha sido Yiya la que se ha quejado: "si la organización dice que lo ha visto, ahora puedo montar otro pollo como ella". De esta manera, se ha negado a jugar otra vez, aunque perdiera el privilegio. Después de esto, Aldón se ha dirigido a su compañera: "Te lo juro por mi hijo, yo no he pisado".

Finalmente, tras varios minutos de indecisión, la organización ha mantenido su elección y las concursantes han vuelto a enfrentarse a la prueba, que finalmente ha ganado Ana María Aldón.