Televisión

Los aciertos y errores de Cuatro en ficción española

7 septiembre, 2019 06:37

Cuatro vuelve a apostar por la ficción española. Este lunes, la cadena de Mediaset España estrena Rabia, su nueva serie producida por Isla Producciones que intentará demostrar que el viejo lema de Las series eligen Cuatro no solo es cosa de productos extranjeros.

Su mejor estreno en ficción sigue siendo a día de hoy Los pilares de la Tierra, estrenada en 2010, una serie internacional que nadie ha podido superar con ningún producto ni español ni extranjero. The Strain o Zoo han conseguido en los últimos meses el titular de "mejor estreno desde...", pero en ningún caso ninguna española se ha acercado a esas cifras.

En la época Sogecable, Cuatro apostó por la ficción nacional con hasta 17 estrenos más 2 producciones que terminaron en Telecinco

En su nacimiento, del que el próximo 7 de noviembre se cumplirán 10 años, nació con hasta cinco ficciones bajo el brazo: Chicas en la ciudad, Corta-T, Ke-No, Suárez y Mariscal, caso cerrado y 7 días al desnudo, la que más ruido hizo con una Patricia Conde a punto de aterrizar en Sé lo que hicisteis...

Ninguna de ellas logró permanecer durante mucho tiempo en antena, pero la antigua Sogecable siguió intentándolo con nuevos productos en 2006. Así llegaron Los simuladores, Génesis: En la mente del asesino, la adaptación española de Matrimonio con hijos y Amistades peligrosas. De esas cuatro, las dos primeras lograron renovar por una segunda temporada que confirmó una notable mejoría en el área de ficción.

2007, el mejor año en ficción de Cuatro

Pero el gran año de Cuatro con las series fue 2007. Estrenó sólo tres, pero dos de ellas lograron la continuidad mientras la tercera obtuvo un gran estreno para después desinflarse. Esos dos éxitos fueron Cuenta atrás, que fue cancelada ya en 2008 con su segunda temporada; y Cuestión de sexo, que aguantó hasta 2009 con tres temporadas a sus espaldas. Gominolas, por contra, se quedó en el camino a pesar de arrancar con un fortísimo 17,1% que después se comprobó como tan solo un espejismo.

Cuatro no ha vuelto a repetir el éxito cosechado en series en el año 2007

En ese momento, no había duda: las series españolas también elegían Cuatro. Pero a pesar de seguir apostando por nuevos productos nunca ha vuelto a conseguir ningún año tan positivo como 2007. En 2008, HKM fue su única novedad en formato de serie diaria y no duró mucho en antena. En 2009, lo volvió a intentar con un producto de lunes a viernes como fue Los exitosos Pells que apenas duró una semana en antena. En prime time, Hay alguien ahí logró una segunda temporada, pero sus audiencias no fueron muy positivas y no pasó de esa marca.

La llegada de Mediaset, el adiós a las series españolas

2010 fue el año de transición. La apuesta de Cuatro por las series era innegable, con varios éxitos a sus espaldas y varios productos en la recámara. Pero el horizonte de la fusión con Telecinco paralizó sus estrenos y tan solo vieron la luz en el primer semestre la serie diaria Valientes, que fue un fracaso; y la tira de sketches La isla de los nominados, que tampoco funcionó.

Mediaset retiró la apuesta de Cuatro por la ficción e incluso trasladó 'Punta escarlata' y 'Ángel o demonio' a Telecinco

La llegada de Mediaset supuso el adiós de las ficción nacional a este canal. Las series españolas dejaban de elegir Cuatro, algo que se vio materializado con el "robo" de Telecinco de dos series de prime time que había encargado Sogecable antes de la unión: Punta escarlata y Ángel o demonio.

El fallido regreso a la ficción con Dreamland

A partir de aquí, y hasta el año 2014, no quedó rastro de ficción española en Cuatro. Fue en ese año cuando Mediaset decidió dar un giro a su estrategia con esta cadena y permitir que no solo Telecinco disfrutara de productos de este estilo.

Sin embargo, el regreso de Cuatro a la ficción fue una piedra en el camino. Dreamland fue un estrepitoso fracaso que se estrenó en un día de bajo consumo como el viernes y terminó escondida en late night tras ver sus bajas audiencias.

Por suerte, en las mismas semanas llegó a la sobremesa Ciega a citas, que consiguió sí buenas notas pero misteriosamente desapareció de la noche a la mañana de la parrilla mucho antes de lo anunciado.

Gym Tony ha mantenido viva la llama de las series hasta que ahora la cadena ha vuelto a apostar por un prime time con Rabia. Será su prueba de fuego, ya que tras dejar fuera de su parrilla este género necesita un éxito para confirmar que también se pueden ver series españolas en Cuatro.