Televisión

Por qué Rosa es perfecta para representar a España en el aniversario de Eurovisión

6 febrero, 2015 12:41

Rosa López será la abanderada española el 31 de marzo en Londres en la gala especial que prepara la BBC y la UER para conmemorar el 60 aniversario del Festival de Eurovisión.

Y es que, después de que TVE anunciara que seleccionaría a un representante de la historia del festival para ser su abanderado en este evento, la elección de la granadina era casi vox populi, una elección lógica y justificada, y casi una deuda pendiente que tenía la cadena pública con la cantante.

Rosa siempre ha estado a disposición de TVE. Ha sido su comodín, un comodín muy solvente.

Desde que ganara el fenómeno social en el que se convirtió la primera edición de Operación Triunfo y representará a TVE en el festival de 2002 con el hit Europe’s living a celebration, su popularidad ha ido en aumento y las relaciones de Rosa con la cadena pública han sido más que excelentes.

No se puede decir lo mismo de otros artistas españoles eurovisivos. Galas, programas de todo tipo, diferentes proyectos, conciertos… Rosa siempre ha estado a disposición de TVE. Ha sido su comodín, un comodín muy solvente, casi como una especie de gallina de los huevos de oro que arrastra mucho público, una audiencia además muy fiel.

Los directivos de la pública lo saben. En estos momentos, Rosa es jurado en Hit, la canción y defenderá en la final del próximo martes el tema Me da igual. Además, ganó la tercera edición de ¡Mira Quien Baila! en La 1.

Tras su triunfo, TVE la eligió en 2008 como su representante para otro proyecto de la UER, el Eurovision Dance Contest. Pero a un mes escaso de su celebración en Glasgow, con todo ya listo y los candidatos elegidos, la pública canceló su asistencia al evento.

La paralización de un país

TVE le debía un favor a Rosa. Siete años después, repara el agravio de entonces. Además, no olvidemos que Rosa López es Rosa de España, aquella cantante ‘BBC’ (Bodas, Bautizos y Comuniones) que puso patas arriba nuestro país en el año 2002 convirtiendo Eurovisión en el evento televisivo no deportivo con mayor audiencia de la historia de la televisión en España.

Rosa de España recuperó la ilusión de todo un país por ganar Eurovisión

Alcanzó medias de más de 12 millones de espectadores y picos de audiencia durante las votaciones de 15 millones. La cuota de pantalla se disparó al 85 por ciento. Ningún representante español en el festival ha logrado lo que Rosa, paralizar a todo un país al ritmo de Europe’s living a celebration. Y ninguno desde 2002, mejorar su séptima plaza de Tallin.

Rosa López supuso para la imagen de Eurovisión en España, además, un punto de inflexión, un antes y un después. Con su participación, el festival se rejuveneció, volvió a coger un lustre perdido a finales de los noventa entre el público español, y, salvo excepciones puntuales, ha vivido años dorados, sobre todo en términos de popularidad y audiencia.

No tanto en resultados. Y es que Rosa de España recuperó la ilusión de todo un país por ganar Eurovisión, una victoria que, por el momento, sólo ha estado al alcance de Massiel (1968) y Salomé (1969). Y de eso, ya han pasado casi 50 años.