Sergio Sampedro Redacción | Agencias

La Confederación Empresarial de Hostelería y Turismo de la Comunidad Valenciana (Conhostur) ha pedido que se amplíe el aforo interior de los establecimientos de hostelería y restauración a los dos tercios y el horario de cierre de los locales hosteleros hasta la medianoche.

Asimismo, reclama que los salones de banquetes y eventos puedan ampliar este mes su aforo interior al 50 %, dentro de un plan de fases, y que tras más de un año de cierre se reabra el ocio nocturno, especialmente las discotecas.

"El ocio regulado y seguro es la única defensa que existe frente a los botellones y las fiestas ilegales" que, a pesar de las restricciones, se siguen produciendo, ha destacado la confederación en un comunicado.

Noticias relacionadas

De hecho, este fin de semana la Policía Local intervino en casi 30 fiestas ilegales en Alicante, y este martes se detuvo a 11 personas por dañar una vivienda turística que habían alquilado para una celebración. 

Las mismas fuentes han explicado que por el momento no se ha convocado la mesa de diálogo con la Conselleria de Sanidad, que debería celebrarse antes de la reunión de la Interdepartamental de la Generalitat, para escuchar las propuestas de este sector, especialmente ahora que va a finalizar el estado de alarma.

Conhostur ha reivindicado el esfuerzo, sacrificio y responsabilidad de los miles de empresarios y trabajadores de la hostelería, el ocio y el alojamiento, que han cumplido las restricciones, y ha opinado que es el momento de avanzar en la desescalada hacia la recuperación de la actividad.

Finalmente, la patronal hostelera exige que se considere a la hostelería y el turismo como un sector prioritario en el reparto de las ayudas del Plan Resistir Plus, que "aunque llegan muy tarde, han de contribuir a asegurar la continuidad de miles de empresas".

Tal como ha informado El Español, los hosteleros de la provincia de Alicante no están dispuestos a aceptar que el Gobierno valenciano mantenga el toque de queda a partir del próximo lunes, cuando acaba el estado de alarma en España. 

El presidente de la Asociación de Restaurantes de Alicante, César Anca, aseguró que los empresarios están dispuestos a acudir a los tribunales para evitar "un nuevo recorte en derechos" que les impida trabajar. 

Su patronal y la del ocio alicantino, Alroa, han presentado una batería de reclamaciones patrimoniales contra el Consell por no dejarles trabajar durante el primer trimestre del año debido a las restricciones sanitarias. En caso de que se rechacen lo llevaran al juzgado.