Las preguntas de la semana

¿Demacrado, hundido... y amortizado?

  1. Opinión
  2. Preguntas de la semana

sí . Rajoy. Hace años, el ahora Presidente en funciones vino a decirle a un amigo, muy político como él: “Sentirse culpable es darse demasiado importancia a uno mismo”. Era una manera de quitarse atmósferas de presión y sobreponerse en una profesión llena de contrariedades. Pero “hasta aquí hemos llegado”, como le dijo a Sánchez en el debate televisivo. Hasta aquí ha llegado.

“Fíjate que Mariano, como buen gallego, buen registrador de la propiedad y buen político guarda bien las emociones. Pero en sus últimas apariciones, públicas y privadas, no puede disimularlo. Está hundido, decepcionado, algo demacrado…”, me cuenta el confidente de aquella remota frase estoico-gallega.

Continúa su soliloquio: “En su círculo inmediato se da por hecho que no volverá a ser Presidente, aunque él siga diciendo lo contrario y atienda el encargo del Rey. Fruto del desánimo es ver cómo actúa estos días. Que Celia (Villalobos), por ejemplo, continúe como vicepresidenta del Congreso es todo un síntoma. O que Javier (Arenas) haya aceptado ser secretario del Grupo en el Senado, un cargo de segunda. Es como si dijera: me da igual, para lo que va a durar esto…”

El continúa: “Da la impresión de que el marianismo está acabado y de que Mariano, desmejorado, está dispuesto a tirar la toalla. La doble pregunta es: ¿Cuándo? ¿Y sobre quién? Perder cuatro millones de votos y sesenta escaños ha sido un palo para él, aunque bailara en fin de año. Pero es que, además de su relación imposible con Sánchez, cuya abstención es necesaria para ser un presidente pimpampum, apenas se saluda con Rivera. Salvo que Sánchez cometa una enorme tontería y harte del todo a los suyos, sólo barajamos dos hipótesis: un gobierno de izquierdas fraguado por el PSOE con Podemos, restos y abstenciones o, lo más probable, elecciones anticipadas”.

“En este caso, la siguiente decisión es con qué candidato. Mariano no creo que tenga fuerzas, salvo un milagro del Apóstol o de san Pedro (Arriola). Otra duda es cuándo dirá que no sigue. ¿Cuándo sea rechazada su investidura por segunda vez? ¿Esperará a que se estrelle Sánchez? ¿Quieres creer que al PSOE le asusta que anuncie que no sigue y que habría otro candidato si hay anticipadas? El cartel electoral de urgencia del PP, con elecciones en primavera, saldría de entre Feijoo, ¿pero es suficientemente conocido a nivel nacional?, y Soraya, que es quien tiene más posibilidades”.

El poder en el PP se divide entre los yayos, de Cospedal, y los Sorayos

Prosigue: “Soraya tiene un problema: no controla el partido. Hasta cierto punto… En Génova se dice que el poder en el PP se divide entre los sorayos y los yayos. Los sorayos más reconocidos son Ayllón, Alfonso Alonso, Lasalle, Alvaro Nadal, con la imprescindible María Pico. La vicepresidenta también tiene “feeling” con Arenas, Herrera de Castilla y León, Bonilla de Andalucía. Feijoo se lleva bien con los sorayos y con los yayos: así se llama a lo que siguen aceptando a Cospedal. La secretaria general tiene buena sintonía con Cristina Cifuentes en Madrid, ¡ojo con ésta!, con la dirección del partido en Valencia, en Extremadura, en Castilla-La Mancha…”

“Sólo algo más. Si pensamos en el futuro del PP y no en España, no nos vendría mal estar en la oposición un tiempo, para que la gente viera dónde nos lleva el desorden. Pero si hay elecciones anticipadas, con una Soraya bien asesorada, si no se deja secuestrar por su camarilla, podría haber una agradable sorpresa. Entre otras cosas, porque el PSOE sacaría peor resultado aún y Podemos se convertiría en segunda fuerza. En ese caso, los socialistas, por la presión de dentro y desde Europa, tendrían que hacer lo que ahora se niegan: un gobierno fuerte de coalición para salvar España”.

¿Pedro Sánchez “Custer”?

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez/Mariscal/EFE

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez/Mariscal/EFE

sí . Así empieza a llamársele al líder del PSOE entre los barones socialistas, ante la decisión de Pedro Sánchez de morir con las botas puestas, como George Armstrong Custer en Little Big Horn. La determinación de Sánchez de votar en contra de Rajoy, ni tan siquiera abstenerse, y buscar desesperadamente un pacto de izquierdas, cediendo incluso senadores a quienes proclaman la independencia de Cataluña, desespera a la mayoría de los barones socialistas.

Adelantan que si Sánchez consigue su tótum revolútum, su “alianza de civilizaciones” partidista, pasará a la historia de la democracia como el presidente parrilla “vuelta y vuelta”: el PP lo achurrascará por una cara y por la otra lo quemarán Ciudadanos más sus socios de la izquierda y del más allá, metiéndole presión con peticiones económicas extremas, sociales y territoriales.

Custer cometió tres errores tácticos: rechazó la colaboración de compañeros de armas que defendían sus principios esenciales; prefirió sables, arma antigua, y despreció las ametralladoras, un arma moderna. Entre el romanticismo y la locura, se enfrentó cara a cara con los sioux de Caballo Loco, con sus coletas, y acabó como se sabe.

¿Reestreno del Rey León?

Pablo Iglesias toma en sus manos a la bebé de Bescansa.

Pablo Iglesias toma en sus manos a la bebé de Bescansa.

sí . El pasado 13 de enero se estrenó El Rey León en el Congreso de los Diputados. Por orden de reparto: Pablo Iglesias (Mufasa, el rey león), Diego Bescansa (Simba, el hijo del rey león) y Carolina Bescansa (Sarabi, madre de Simba). Los tres se convirtieron en protagonistas de un pase oficial que quedará en la pequeña historia de la cinematografía de la democracia por su colorido, desaliño y por romper con los esquemas de la tradición.

Iglesias y Bescansa actuaron como los Reyes cuando llevan a sus hijos al acto oficial sin importarles sin molestan al de al lado

Poderoso, Pablo Iglesias, el rey león, desde su escaño cogió entre los brazos a Diego (Simba) y le mostró el Hemiciclo:

-Mira, Simba, toda la tierra que baña la luz es nuestro reino.

-¡Vaaaya!, le respondió el pequeño.

-El tiempo que dura el reinado de un rey asciende y desciende como el sol. Algún día, Simba, el sol se pondrá en mi reinado y ascenderá siendo tú el nuevo rey.

-¿Y todo será mío?

-Todo (…) Ser rey significa mucho más que salirse siempre con la tuya. Todo lo que ves (PP, PSOE, la franquicia Podemos, independentistas catalanes…) se mantiene unido en un delicado equilibrio. Como rey debes entender el equilibrio y respetar a todas las criaturas…

Se ignora si Iglesias explicó al heredero quién vive en ese lugar oscuro donde nunca hay que ir, así como quién es el antílope al que, por equilibrio del sistema, hay que comerse. Parece fácil atribuir al PP y al PSOE uno y otro papel. (Para quienes se perdieran la proyección, habrá más oportunidades. En el Congreso veremos una sesión continua). Iglesias y Carolina Bescansa actuaron como los Reyes cuando llevan a sus hijos al acto oficial sin importarles sin molestan al de al lado. Entre la recasta y la rehostia.

Hoy, 17 de enero, se cumplen 20 años del secuestro de Ortega Lara

¿Habráse visto?

no. Ayer sábado, al asistir a una boda, temí lo peor. Tras la sesión en el Congreso, donde numerosos diputados prometieron acatar la Constitución “y trabajar para cambiarla”, pensé que el novio podía tomarse al pie de la letra el ejemplo. Y decir: “Yo, Antonio, te quiero a ti, Ana, y prometo serte “infiel” todos los días de mi vida”. O a la manera del president Puigdemont: “Prometo fidelidad a la voluntad del pueblo de Cataluña representada por el Parlament”, sin citar el nombre de la novia, Constitución, vilipendiada a sus 37 años y condenada a morir si hay eutanasia. O sea, si hay mayoría para cambiarla.

¿Recordando a Blanco?

Kantauri, durante un juicio en 2013.

Kantauri, durante un juicio en 2013. Efe

sí . Y a Ortega Lara: hoy, 17 de enero, se cumplen 20 años del secuestro. Su liberación supuso a la vez la condena de Miguel Ángel Blanco, ese “españolazo” valiente y alegre que se atrevía a defender sus ideas en Ermua (Vizcaya). Doce días después, el 12 de julio de 1997, recibió dos disparos en la cabeza. A petición del fiscal Carballo, el juez reabre el sumario, porque el asesino de Blanco fue Txapote pero la orden de “levantar” un concejal y, si se resiste, dos tiros y a por otro, la dio el jefe etarra Kantauri, preso en Pontevedra.

Éste será de nuevo juzgado por este asesinato. ¿Y quién manejaba los hilos políticos por arriba? Dos frases: Jaime Iribarren, ex parlamentario de HB: “Presagiamos un futuro de gran sufrimiento” (enero de 1997). Floren Aoiz, ex dirigente de HB: “Tras la borrachera policial viene la resaca” (recién liberado Ortega Lara).

¿Un sorbito de mescalina?

no . Pero ganas dan. Escribió Wiliam Blake que si las puertas de la percepción quedaran depuradas, todo se habría de mostrar al hombre tal cual es: infinito. Y Huxley, en busca de Un mundo feliz, se metió un chute de mescalina. La felicidad debe encontrarse, pues, en el infinito. ¿Será la tontería la felicidad al ser infinita? Comte-Sponville quiso convencernos de que si la vida no se corresponde con nuestras esperanzas no es por culpa de la vida sino por lo infundado de nuestras expectativas.

Será eso lo que nos pasa con nuestros políticos. O será por culpa del 6 del 2016, considerado un número imperfecto vinculado a los enemigos de Dios. El 1 de enero de 1936 Marañón deseó a Unamuno un año muy feliz, “que lo será”. Estalló la guerra y don Miguel se murió. Mejor no seguir por ahí; algunos nacimos en un año acabado en 6.