SONDEO EL ESPAÑOL / SOCIOMÉTRICA (I)

El nuevo Gobierno roza el aprobado: Soraya, la mejor valorada y Cospedal, la peor

El 51,5% de los españoles cree que este Gobierno durará menos de dos años / Un 73% cree que el presidente del Gobierno no cumplirá su acuerdo con Ciudadanos / Solo un 22,6% cree que gobernará mejor que el anterior.

Foto de los ministros del nuevo Ejecutivo presidido por Mariano Rajoy.

Foto de los ministros del nuevo Ejecutivo presidido por Mariano Rajoy.

Los españoles siguen creyendo que la situación política en el país no atraviesa su mejor momento pero agradecen de que por fin el Parlamento haya sacado adelante una investidura y la legislatura empiece a funcionar. Así lo certifica la encuesta que Sociométrica ha confeccionado para EL ESPAÑOL entre el lunes 31 de octubre, el día que Mariano Rajoy juró el cargo ante el Rey en La Zarzuela, y el viernes 4 de noviembre, cuando presentó a todos sus ministros. A través de 800 entrevistas -400 telefónicas y 400 online- ha quedado reflejado que los encuestados desconfían del presidente y vaticinan que la legislatura será corta.
Tras conocerse la composición del nuevo Ejecutivo, formado por 13 ministros -seis de ellos nuevos-, los encuestados le dan una nota media de 4,7, casi el aprobado. El 6,3% de los preguntados considera este Gobierno como muy bueno; el 34,1% tiene una opinión buena; el 24,7% lo ve malo; el 17% muy malo y al 15,3% les es indiferente.
Soraya Sáenz de Santamaría y María Dolores de Cospedal son las caras más reconocidas del Ejecutivo de Mariano Rajoy. El 89,6% de los españoles que han respondido a la encuesta de Sociométrica las conoce. Sin embargo, el grado de aceptación de las dos mujeres más cercanas a Mariano Rajoy es radicalmente opuesto. Mientras que más de la mitad de los encuestados (el 54,1%) cree que el nombramiento de la vicepresidenta del Gobierno es el más acertado, el 40% de ellos cree que elegir a Cospedal como ministra de Defensa no ha sido un acierto.
Tras Santamaría y Cospedal, los ministros más conocidos del Ejecutivo de Rajoy son el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro (88,3% de los entrevistados lo conoce); el ministro de Economía, Luis de Guindos (80,1%); la ministra de Empleo, Fátima Báñez (70,4%) y el ministro de Justicia, Rafael Catalá (67%). Tras Cospedal, Montoro (39,9%) es el ministro que menos gusta entre la ciudadanía.
El hasta ahora embajador permanente de España ante la Unión Europea, Alfonso Dastis, nombrado ministro de Exteriores, es la cara menos conocida del nuevo Ejecutivo. El 87,9% de los encuestados reconoce que no lo conocía hasta que no se filtró su nombramiento el jueves por la tarde. Le sigue la ministra de Sanidad, Dolors Montserrat, a la que no ponían cara el 70,3% de los interrogados. Álvaro Nadal, que dirigía la Oficina Económica del presidente durante la pasada legislatura, era un rostro desconocido para el 60,9%.
Según esta radiografía, el cambio de caras en el Ejecutivo de Mariano Rajoy no servirá para cambiar la forma de hacer política. El 38,9% de los encuestados está convencido de que el líder del PP gobernará exactamente igual que durante la pasada legislatura, cuando gozaba de una mayoría absoluta que ahora no tiene. Los votantes socialistas son precisamente los que más desconfían de Rajoy. El 54,4% de sus votantes cree que el líder del PP gobernará peor que durante sus cuatro primeros años de legislatura. Los afines a Unidos Podemos se dividen: el 43% cree que lo hará igual y otro 43% piensa que peor.
Entre los votantes de Ciudadanos, socios del PP en la investidura, también hay desconfianza. El 38,9% cree que lo hará peor que antes. Solo los votantes del PP confía en su presidente: la mitad de los preguntados (49%) asegura que durante la presente legislatura gobernará "mejor" que antes. Entre todos los encuestados, solo uno de cada cinco encuestados (22,6%) cree que la presente legislatura será mejor que la pasada.
Cuánto durará esta legislatura es la gran incógnita. Mariano Rajoy puede disolver las Cortes cuando quiera a partir de mayo. Si el presidente del Gobierno se ve incapaz de sacar adelante acuerdos que permitan hacer frente a la gobernabilidad del país, el presidente del Gobierno tiene la potestad de convocar elecciones un año después de la última disolución del Parlamento.
Los encuestados no están seguros de que Rajoy pueda estar cuatro años más en La Moncloa. De hecho, el 51,5% de los preguntados cree que este Gobierno durará menos de dos años. Los afines al PSOE son los que tienen menos confianza puesta en que sea una legislatura duradera. Paradógicamente, los cercanos a Pablo Iglesias asumen, como los del PP, que será larga. En términos exactos, el 30,5% de los votantes socialistas consultados cree que durará menos de un año y el 30,1% considera que puede durar entre uno y dos años. Solo uno de cada cinco socialistas preguntados apuesta porque dure más de la mitad de una legislatura normal. Entre los votantes de Unidos Podemos, el 41,6% confía en que dure entre dos y cuatro años. Un porcentaje que se eleva hasta el 65,4% entre los afines al PP. Los seguidores de Ciudadanos (44%) también confían en que el nuevo Ejecutivo durará entre dos y cuatro años.
La confianza que los españoles tienen depositada en el presidente del Gobierno es más bien escasa. El 73% de los españoles que han respondido la encuesta hecha por Sociométrica cree que Rajoy no cumplirá con sus compromisos de regeneración. En este punto, los de Unidos Podemos son los que lo tienen más claro: el 95,3% de los encuestados afines a la formación morada asegura rotundamente que el jefe del Ejecutivo no cumplirá sus promesas. Un porcentaje que se reduce hasta el 85,4% entre los votantes socialistas y el 60,6% de Ciudadanos, que es el partido con el que el PP firmó un pacto regeneracionista formado por 150 medidas. Solo los afines al partido conservador confía en su presidente. El 64% de los que han sido preguntados cree que cumplirá.
La sociedad sigue desconfiando de los políticos tras un año de ingobernabilidad. Preguntados sobre cómo valoran la situación política en España una vez formado Gobierno, el 47,7% de los encuestados considera que es muy mala y el 40,3% de ellos la ve mala. Los más pesimistas vuelven a ser los votantes del PSOE, que tuvieron que ver con sus propios ojos cómo la mayor parte del Grupo Parlamentario Socialista se abstenía y dejaba gobernar a Rajoy para evitar terceras elecciones. El 60,1% de los afines socialistas considera que la situación es "muy mala". Un porcentaje que se reduce hasta el 59% entre los votantes de Unidos Podemos. En Ciudadanos, el 51% de sus votantes considera que la situación es mala. el 47,7% de los votantes del PP la ve muy mala.

FICHA TÉCNICA DE LA ENCUESTA

Se han realizado 800 entrevistas entre el 31 de octubre y el 4 de noviembre de 2016. El método de la encuesta ha sido mixto: 400 entrevistas telefónicas (realizadas por Gandia Integra) y 400 online (efectuadas por Netquest).
El universo de la encuesta ha sido la población residente en España, incluida en el CER provincial. Su estratificación se ha estructurado a partir de las siguientes variables: provincia, sexo, edad y situación laboral.El error muestral para el conjunto de datos es de +/- 3%; para el porcentaje de escaños, el error es de +/- 5%. La gestión de los datos se ha elaborada con los software SPSS y Barbwin.