Sociedad

Los alumnos de Cantabria tendrán una semana de vacaciones cada dos meses

Se acorta el descanso estival y se suprimen los exámenes de septiembre para ampliar a cuatro las evaluaciones. 

Los expertos y educadores desconfían en que se alcance un Pacto de Estado antes de 2020

Los expertos y educadores desconfían en que se alcance un Pacto de Estado antes de 2020 EFE

  1. Sociedad
  2. Educación
  3. Cantabria

Desde el curso que viene los alumnos de Cantabria tendrán una semana de vacaciones cada dos meses. Además se elimina la convocatoria de exámenes de septiembre para los alumnos de Secundaria y se harán cuatro evaluaciones. Este nuevo calendario ha sido aprobado este martes por la Mesa Sectorial de Educación presidida por el consjero Ramón Ruiz. 

Para atender a los alumnos en los periodos de vacaciones, la Consejería abrirá algunos centros como espacios lúdicos con comedor, que será gratuito para familias con pocos recursos, en línea con la experiencia puesta en marcha el pasado verano.

Además, Cantabria ha aprobado otro acuerdo que incluye disminuir los horarios lectivos del profesorado de todos los cuerpos docentes. En Educación Secundaria se recuperará el horario del curso 2010-2011 durante el periodo 2016-2017; la referencia para el próximo curso será de 19 horas y en el siguiente se generalizará la reducción horaria a 18 lectivas. A lo largo del primer semestre del curso 2016-2017 se negociará una mejora general del horario lectivo del Cuerpo de Maestros.

El objetivo de esta remodelación es "ir recuperando las condiciones de calidad que tenía el sistema educativo en 2011", para lo que se requiere "liderazgos en los centros, en lo que estamos trabajando, y condiciones del profesorado para atender a los alumnos", ha resumido el consejero.

Contra las largas vacaciones de verano

Ruiz ha explicado que tanto su departamento como los sindicatos han coincidido en que las actuales vacaciones de verano son "excesivamente largas" y se ha decidido empezar "antes" el curso "para una mejor organización" de los centros.

Para ello, los cursos acabarán en junio y no habrá pruebas de septiembre para Secundaria. La excepción el próximo curso serán los alumnos de Bachillerato, que mantendrán los exámenes de septiembre, aunque por último año, ya que se erradicarán para el 2017-2018.

El titular de Educación ha lamentado que no pudiera informar a las familias y a los directores de los centros del nuevo calendario antes de que se hiciera público, por lo que les ha pedido disculpas. También ha dicho que en el primer trimestre se reunirá el Consejo Escolar para "volver a repensar entre todos los tiempos escolares".

El consejero también ha anunciado que, en tiempos no lectivos, se "hará un esfuerzo" para mantener abiertos los centros, que ofrecerán un programa lúdico y servicio de comedor, gratuito para los alumnos becados. El mismo que estará disponible los próximos meses de julio y agosto en Santander y Astillero y que es extenderá a la zona oriental.