SOCIEDAD

Más de 18.000 niños esperan que se desarrolle la ley para ser adoptados

La asociación Familias de Colores denuncia la "paradoja y la vergüenza" de que haya 33.000 familias en espera.

En España más de 30.000 familias esperan un niño en adopción

En España más de 30.000 familias esperan un niño en adopción

  1. Sociedad
  2. Infancia
  3. Adopciones
  4. Ley de adopciones

A Susana Morales no le salen las cuentas. La presidenta de la asociación Familias de colores considera "una paradoja", "una vergüenza" que en España más de 18.000 menores estén en orfanatos esperando a ser adoptados mientras que a la vez hay 33.000 familias deseando darles un hogar.

Y con estas cifras se ha subido este viernes a la tribuna de oradores de la Asamblea de Madrid para sacarle los colores a los diputados presentes porque, en su opinión, este desajuste es fruto del no desarrollo de la ley para la protección de la infancia aprobada el pasado verano por el Gobierno de Mariano Rajoy.

"Es una situación que nos debe llenar de indignación. Tenemos un sistema nefasto para lograr la felicidad de miles de niños, que pasa por encontrar un hogar", explicó Morales, quien recordó a sus señorías que España es el país con más familias adoptantes de Europa (33.000). Éstas "no tienen dónde dirigir su expediente o están atascadas" por las distintas administraciones: "¿Se han parado a preguntarse cómo es esta situación posible y tolerable en un país que se considera a sí mismo desarrollado?", les interrogó. 

En concreto, en la Comunidad de Madrid, en la última memoria registrada (2014), había 3.000 menores bajo custodia. De aquellos, el 60% se encontraba en familias acogedoras y el resto -unos 1.300 niños- estaban en orfanatos. Durante ese año se produjeron 49 adopciones y 100 procesos de acogida. 149 de 3000: "Una vergonzante cifra".

Las partidas presupuestarias

Entonces, si hay tantas familias pendientes de adoptar y un elevado número niño en orfanatos, ¿por qué se producen tan pocas adopciones en nuestro país?

Morales, en declaraciones a EL ESPAÑOL, afirma que "la clave" está en el reparto de partidas presupuestarias. Y lo argumenta. A pesar de que seis de cada diez menores se encuentra en familias de acogida, éstas sólo perciben el 13% del total del presupuesto, mientras que, según los datos que maneja la asociación, las instituciones -muchas privadas- reciben el otro monto: el 87% del montante, teniendo a su cargo el 40% de los niños.

"Esto se explica cuando rascas un poquito y te das cuenta que a las familias acogedores se les paga al mes 300 euros, si es que se les paga, porque los retrasos en los pagos son de meses. Y sin embargo, a las instituciones se les abona una media de entre 2.5000 a 3.000 euros por niño cada mes", denuncia la también presidenta de la Federación Adoptamos.

El desarrollo de la ley

La solución a esta "desvergüenza" -insiste- está en desarrollar la ley aprobada el pasado mes de julio que modificaba el anterior sistema de protección a la infancia y adolescencia. La norma derogó la predecesora y tampoco se ha desarrollado la vigente.

Hubo una oportunidad -fallida- en la última efímera legislatura, cuando Ciudadanos presentó una proposición no de ley en el Congreso de los Diputados para tramitar con urgencia la ley aprobada por el Partido Popular. El PSOE y Podemos se sumaron a la iniciativa, pero los propios populares votaron en contra.

"¿Cuántos niños hay que deberían haber recibido estas medidas en estos diez meses que llevan en la marginalidad?", apostilló.