Conflictos armados

Liberados los tres periodistas españoles secuestrados en Siria hace casi un año

Antonio Pampliega, José Manuel López y Ángel Sastre permanecieron retenidos en Alepo desde julio del año pasado.

De izda. a dcha: José Manuel López, Ángel Sastre y Antonio Pampliega.

De izda. a dcha: José Manuel López, Ángel Sastre y Antonio Pampliega. Efe

  1. Conflictos armados
  2. Siria
  3. Alepo
  4. Periodismo
  5. Guerra
  6. Secuestros

Fin de la pesadilla para los periodistas españoles Antonio Pampliega, José Manuel López y Ángel Sastre. Los tres han aterrizado en la base aérea de Torrejón de Ardoz en la mañana de este domingo, poniendo punto y final a una peripecia que se inició con su secuestro en Alepo (norte de Siria) desde julio del año pasado.

Pampliega, López y Sastre fueron recibidos por sus familiares y por la vicepresidenta del Gobierno en funciones, Soraya Sáenz de Santamaría, quien ya ayer pudo hablar con ellos cuando se encontraban en territorio turco.

Los reporteros, a quienes se perdió la pista el 12 de julio de 2015, cubrían la guerra en Siria desde su estallido en 2011 y dos de ellos, Pampliega y López, han publicado en la prensa española amplios reportajes sobre el drama de los civiles sirios, atrapados entre los bandos enfrentados.

Diez meses secuestrados

La última vez que se supo de ellos fue julio del año pasado cuando estaban en la ciudad de Alepo, que se encuentra bajo control del Frente Al Nusra, la filial siria de Al Qaeda. Los tres periodistas trabajaban allí como freelance y habían entrado pocos días antes del secuestro a Siria desde Turquía.

El fotoperiodista José Manuel López (León, 1971) acumula una larga trayectoria como corresponsal de guerra con un trabajo marcado por la denuncia de la injusticias, por los que ha recibido multitud de premios.

El periodista extremeño Ángel Sastre llevaba seis años recorriendo América Latina como freelance para televisiones, periódicos y radios nacionales. Se trataba de la segunda vez que viajaba a Siria para retratar el dolor del conflicto en el país de oriente medio.

Pampliega, nacido en Madrid, es un periodista especializado en zonas de conflicto. Desde 2008 trabaja para el diario digital Neupic, donde actualmente colabora. En su currículo destacan no solo trabajos de indudable valor periodístico sino reconocimiento de la profesión: recibió el Premio de la Buena prensa a la mejor serie de reportajes por su trabajo en Alepo para El Mundo y fue finalista en categorías de reportajes por 'Los niños perdidos de Alepo', publicado en El País.

El país más peligroso para informar

Siria está considerado actualmente como el país más peligroso del mundo para los periodistas. Desde el comienzo de la guerra en 2011 se han contabilizado más de 260.000 muertos -75.000 de ellos civiles- sin incluir unos 30.000 desaparecidos, según las últimas cifras dadas por el Observatorio Sirio de Derechos Humanos.

Pampliega, Sastre y López entraron en Siria a través de Alepo junto con su guía-intérprete Usama Ajjan. De acuerdo con algunas informaciones, el guía habría sido liberado el pasado mes de septiembre. Y según algunos indicios, los tres españoles y el sirio Ajjan fueron separados desde el primer momento.

En el mundo hay actualmente 54 periodistas como rehenes, 26 de ellos en Siria, según el informe anual de Reporteros Sin Fronteras (RSF), entidad que viene denunciando desde hace meses en varios informes que el grupo yihadista Daesh (acrónimo de Estado Islámico) puso en marcha en 2014 "una industria sangrienta" de secuestros y ejecuciones de periodistas, cuyo punto "álgido" fueron las decapitaciones de los reporteros estadounidenses James Foley y Steve Sotloff.

Otros españoles secuestrados en zonas de conflicto

El caso de Antonio Pampliega, José Manuel López y Ángel Sastre no es único. Existen otros ejemplos de periodistas españoles que estuvieron secuestrados en zonas de conflicto:

- Del 26 de noviembre de 2008 al 4 de enero de 2009 el fotógrafo independiente José Cendón estuvo secuestrado en Bossaso (Puntlandia), junto al periodista británico Colin Freeman, del Daily Telegraph, cuando iban a abandonar Somalia tras hacer un reportaje sobre la piratería.

- Del 5 de abril de 2011 al 18 de mayo de 2011 el fotógrafo Manuel Varela de Seijas Bravo, conocido como "Manu Brabo", desplazado para cubrir la guerra en Libia, estuvo desaparecido junto a otros tres periodistas -dos estadounidenses y un sudafricano-, tras ser detenidos por las fuerzas gadafistas en medio de un ataque en la carretera que une Brega con Ajdabiya.

- Del 4 de septiembre de 2013 al 1 de marzo de 2014 Marc Marginedas, periodista de El Periódico de Catalunya, permaneció retenido en Siria por el grupo de la insurgencia conocido como Estado Islámico de Irak y el Levante (ISIL).

- Del 16 de septiembre de 2013 al 29 de marzo de 2014 (secuestrados durante 6 meses y 14 días) estuvieron cautivos también en Siria el periodista de El Mundo Javier Espinosa y el fotógrafo freelance Ricardo García Vilanova. Fueron apresados en un punto de control de Tal Abyad, en la provincia de Raqqa, por miembros del grupo Estado Islámico de Irak y Siria (ISIS).

Siria se convirtió en 2013 en el país más peligroso para los informadores, después de que más de la mitad de los 87 secuestros de periodistas que se registraron ese año en el mundo tuvieran lugar allí.