CASA DEL REY

López Madrid, el 'compi yogui' de Letizia y amigo de Felipe VI

La relación entre el empresario y los reyes se ha truncado por los escándalos en que el primero se ha visto envuelto.

Javier López Madrid a las puertas de la Audiencia Nacional.

Javier López Madrid a las puertas de la Audiencia Nacional.

A causa de los diferentes charcos en que se ha visto envuelto Javier López Madrid, su gran amistad con Felipe VI se ha ensombrecido en el último año y medio. Antes de que los escándalos truncasen la relación acaso para siempre, el Rey y el consejero delegado del Grupo Villar Mir compartieron no pocas vivencias con las esposas de ambos, doña Letizia y Silvia Villar Mir. Ambas hacían yoga juntas en la casa del empresario. De ahí que no resulte extraño que la reina llamase “compi yogui” a López Madrid en 2014, tal y como ha revelado Eldiario.es.

Felipe VI y Javier López Madrid se conocieron en los años noventa durante un safari en Kenia. Pronto se hicieron amigos. Solo hay que acudir a la hemeroteca para ver cómo desde aquella época la estrecha relación entre el entonces Príncipe de Asturias y el empresario aparece en las crónicas sociales de muchas revistas. El hijo de Germán López y Pérez de Castrillón, empresario que trajo Volvo a España en los sesenta, ha sido testigo y cómplice de las relaciones sentimentales de Felipe VI.

Viajes por medio mundo

Por ejemplo, Javier era uno de los compañeros de Felipe en aquel sonado viaje a India y Nepal en 1999, cuando entre los viajeros también estaba la modelo noruega Eva Sannum. Así consta en un famoso reportaje fotográfico que se filtraba a la revista ¡Hola! Reportaje que incluía un posado acaramelado de Felipe y Eva frente al Taj Mahal, en Agra.

Igualmente, pocos años antes, en concreto en 1996, el consejero delegado del Grupo Villar Mir había escondido en su propia vivienda de Puerta del Hierro a Gigi Howard, que por entonces mantenía una relación clandestina con el hoy rey de España. Y, por último, cuando Letizia Ortiz, entonces una periodista de TVE, entró en la vida del hijo de Juan Carlos I, también el empresario custodió el secreto y ayudó a su amigo.

A raíz de esta última relación, luego fructificada en matrimonio, se iniciaba una amistad entre las dos parejas gracias a que Silvia Villar Mir, hija del gran empresario, congeniaba con Letizia. De hecho, allá por 2004 se produjo un sonado viaje de la 'pareja real' a Bahamas. Fue sonado por un incidente que acaeció en el control de equipajes del aeropuerto de Miami… Allí estaban ambas parejas juntas, como amigos inseparables.

Los escándalos acaban con la amistad

En este marco de relaciones, no resulta extraño que Letizia enviase a López Madrid este mensaje desvelado este miércoles por Eldiario.es: “Te escribí cuando salió el artículo de lo de las tarjetas en la mierda de LOC y ya sabes lo que pienso Javier. Sabemos quién eres, sabes quiénes somos. Nos conocemos, nos queremos, nos respetamos. Lo demás, merde. Un beso compi yogui (miss you!!!)”.

Ese mensaje de Letizia se enviaba nada más estallar el escándalo de las tarjetas black, en el que estaba (y está) investigado López Madrid. Y, al parecer, dicho mensaje consta en otro de los sumarios que en los últimos tiempos han traído de cabeza a López Madrid y, de hecho, han roto su amistad con los reyes. Se trata del caso de presunto acoso sexual que denunciaba la dermatóloga Elisa Pinto por parte del empresario. En sendas entrevistas con EL ESPAÑOL y Vozpópuli, la propia doctora explicaba los pormenores del caso. Y, en una de ellas, acusaba a López Madrid de presumir de su amistad con Felipe VI. “Siempre tiene en la boca su amistad con el Príncipe y ahora Rey”.

Tanto el asunto de las tarjetas opacas de Caja Madrid como este turbio asunto de acoso sexual provocaron que la Casa del Rey se distanciase de López Madrid. De hecho, en los premios Príncipe de Asturias de 2014, solo unos meses después de la proclamación de Felipe VI como rey, el empresario, hasta entonces habitual allí, no estaba entre los invitados. Era un signo de la ruptura que se ha convertido en obligatoria después, cuando recientemente la Operación Púnica y la presunta financiación irregular del PP de Madrid manchaban para siempre al empresario que Letizia llamaba "compi yogui".