Sucesos

La consultora "muy de Bilbao" por la que apostó IBM: así era la sobrina de Villar asesinada en México

"Se mantuvo en secreto el secuestro pues que se supiera corría en su contra", cuenta a EL ESPAÑOL una persona muy cercana a María y a su marido Cristiano.

María Villar, en una imagen de su página de Facebook.

María Villar, en una imagen de su página de Facebook.

  1. México
  2. México DF
  3. Ángel María Villar Llona
  4. Sucesos y Acontecimientos
  5. Secuestros
  6. Asesinatos

"Estoy jodido porque teníamos mucha relación con ellos" cuenta a EL ESPAÑOL una persona muy cercana a María Villar Galaz y a su marido. María ha aparecido muerta este martes en una morgue de Toluca. "Una de las cosas que más me ha jodido es que se hable de ella como la sobrina de Ángel María Villar (presidente de la Federación Española de Fútbol), porque en realidad María era una persona excepcional, una fuera de serie", explica.

Quien habla al otro lado del teléfono lo hace con la voz quebrada, prefiere mantener el anonimato y, descompuesto todavía tras conocer el desenlace de los acontecimientos, selecciona cuidadosamente las palabras. Según cuenta a este periódico tuvo conocimiento la semana pasada del secuestro de su amiga, pero no pensaba que fuera a terminar de una forma tan trágica.

"Ella y su marido estuvieron hace unos años en mi casa. Vinieron porque un amigo común fue diagnosticado de cáncer y viajaron hasta aquí para estar con él", cuenta con la voz temblorosa. "Es increíble que pasen estas cosas hoy en día. El poco respeto que hay por la vida humana en determinados países", suelta con exasperación después de conocerse que su amiga apareció asfixiada en un arroyo.

"El martes fue cuando la secuestraron y se mantuvo en secreto. Que se supiera corría un poco en su contra. Y aun así, no se ha sabido y mira lo que ha pasado", dice con indignación. "Me da rabia que se hable de ella como la sobrina de Villar porque María era una profesional de primera categoría. Consiguió ser socia de Everis (una empresa de consultoría multinacional) con 35 años y eso está al alcance de muy pocos".

María y su marido, un ciudadano brasileño llamado Cristiano, llevaban ya unos tres o cuatro años viviendo en Ciudad de México. En ese tiempo ella estuvo trabajando allí para la consultora española "y entonces la fichó IBM como socia de la firma". Apenas llevaba un año y tres meses trabajando para la tecnológica estadounidense.

Aspecto de las oficinas de IBM México en las que trabajaba María Villar.

Aspecto de las oficinas de IBM México en las que trabajaba María Villar. Efe

María Villar Galaz era una persona muy inquieta y aventurera, ella y su marido "hacían un montón de viajes, les encantaba viajar. Estuvieron en Reino Unido, en Alemania, en Latinoamérica y en algunos otros países hasta que acabaron en México".

Al preguntarle si ella le había transmitido alguna vez estar preocupada por su seguridad o la de su esposo, responde que "para toda la gente expatriada en el país norteamericano el principal punto de preocupación es la seguridad". Y añade: "Yo creo que ha sido mala suerte y estar en el lugar y en el momento equivocados".

"Escribe cosas bonitas de ella", dice, "porque era una persona excepcional. Una persona muy de Bilbao, como a ella le gustaba decir; con muchísimo carácter, muy echada para adelante". Y según cuenta esta fuente, esto le ha pillado casi al final de su etapa allí.

México expresa su repudio

El Gobierno de México ha expresado su repudio por el secuestro y asesinato de María Villar Galaz y su solidaridad con los familiares de la víctima, a la vez que ha ratificado la colaboración con autoridades locales en el esclarecimiento del crimen.

Las autoridades han entregado el cuerpo a la familia durante la madrugada, entre dos y tres de la mañana" hora mexicana, en presencia de personal del Consulado de España en México. "Se hizo el traslado en un servicio funerario con el que ellos van a repatriar" el cuerpo, anunciaron.

La Procuraduría General de la República indicó en un boletín que se encuentra trabajando, a través de la Subprocuraduría Especializada en Investigación de Delincuencia Organizada (Seido), con las Procuradurías del Estado de México y la de Ciudad de México para resolver el caso.

El pasado 13 de septiembre la víctima fue vista por última vez en la zona poniente de la Ciudad de México. "Al día siguiente, quienes dijeron ser sus captores establecieron comunicación con sus familiares, con la exigencia de realizar un pago económico a cambio de su liberación", refirió.

Añadió que el 14 de septiembre la familia hizo un pago y también solicitó la asesoría de la Policía Federal, que dio parte a la Seido el 15 de septiembre, iniciando esta la investigación correspondiente.

Plaza comercial Patio Santa Fe, donde María Villar Galaz tomó un taxi antes de ser secuestrada.

Plaza comercial Patio Santa Fe, donde María Villar Galaz tomó un taxi antes de ser secuestrada. Efe

Ese mismo día fue localizado sin vida el cuerpo de una mujer en el municipio de Santiago Tianguistenco, Estado de México, el cual fue plenamente identificado este martes y corresponde a la víctima.

"Además de expresar su repudio por este hecho y su solidaridad con los familiares de la víctima, las autoridades de procuración de justicia federal y locales trabajan en coordinación y en el ámbito de sus respectivas competencias para el esclarecimiento de los hechos y la captura de quienes resulten responsables", puntualizó.