Mañana movidita este martes en Los Desayunos de TVE que presenta Xabier Fortes en la televisión pública. El portavoz de Vox en el Congreso de los Diputados, Iván Espinosa de los Monteros, cargaba contra uno de los periodistas que colaboraba en la mesa de análisis, Antonio Papell, mandándolo directamente a "tratamiento psiquiátrico" porque no le estaban gustando las opiniones que había vertido sobre su formación y el PNV.

Noticias relacionadas

Espinosa entraba en directo desde la sede de la formación de ultraderecha confesando que estaba "preocupado" por lo que estaba escuchando antes de conectar de boca de "activistas disfrazados de periodistas", aconsejando a Papell "un poco más de moderación, de equilibrio, prudencia y que la terapia la lleve a profesionales de psiquiatría, que es donde uno tiene que ventilar ese tipo de problemas que pueda tener".

Fortes desde el plató ha intentado sacarle hierro al asunto trasladando al de Vox que "empieza usted fuerte", pero Espinosa estaba para pocas bromas y siguió dirigiéndose a Papell: "Usted está acostumbrado a que nadie le conteste esas barbaridades que dice en una televisión pública donde cobra una remuneración por verter acusaciones gravísimas contra un partido que representa a 4 millones de españoles".

Fortes procuraba que la entrevista terminase en un tono más amable, pero Espinosa volvía a sacar el tema a colación, diciendo que debatir estaba muy bien, "pero sin insultar, Xabier". Éste le recordó que él también lo había insultado y dio paso a Papell para intervenir: "No tengo nada que preguntarle porque nada de lo que me pueda decir me suscita interés", empezó, añadiendo que iba a poner "en manos de la Asociación de la Prensa y de mi abogado su insulto y su injuria, en la que me manda usted al psiquiatra".

Ademas, Papell quiso "dejar claro que defenderé, mientras ejerza el periodismo, que a Vox —como a los partidos de extrema derecha franceses y alemanes— hay que ponerles un cordón sanitario porque los demócratas no se pueden juntar con ustedes. Entiendo que tienen perfecto derecho a decir lo que dicen, pero no es decente que los partidos democráticos pacten con ustedes y eso lo voy a mantener mientras viva".

Un rifirrafe viral

El enfrentamiento dialéctico entre Espinosa de los Monteros y Papell ha llevado sus nombres a los puestos más altos de la lista de tendencias en Twitter. Con la cuenta oficial de Vox echando más leña al fuego y mandando de nuevo al periodista "¡a terapia, progre!", la red social se dividió en dos entre los que criticaban el insulto...

...y los que se sumaban a la apreciación:

La maldita hemeroteca

Entretanto, cuando la Asociación de la Prensa ya había lanzado un comunicado de respaldo al periodista:

Los tuiteros se dispusieron a analizar el perfil de Papell en la red social y no tuvieron que escarbar mucho hasta llegar a un tuit en el que, aparentemente, emplea contra otros el mismo insulto que tanto le ha indignado recibir de Espinosa de los Monteros:

En todo caso, ojalá que siga sin normalizarse el insulto porque lo cierto es que esperamos más de nuestros representantes y también de los periodistas.