Bar El Amante donde ocurrió la agresión, y una fotografía del chico que lo denunció a través de Google (gyenvy) y Twitter (@kreativakollect).

Bar El Amante donde ocurrió la agresión, y una fotografía del chico que lo denunció a través de Google (gyenvy) y Twitter (@kreativakollect). E.E.

Reportajes

El beso gay que aflora la homofobia del dueño de un bar de Madrid: “Esto no es una sauna”

Un beso entre dos chicos en un bar provocó, además de que los de seguridad les llamasen la atención, que el propietario les recriminara su comportamiento.

Este viernes 17 de mayo se celebra el Día Internacional contra la Homofobia, Transfobia y Birofobia. Asimismo, Madrid es una de las ciudades que más visibilización dan al colectivo LGBT y su fiesta del Orgullo es una de las más populares mundialmente. Sin embargo, todavía se producen actos discriminatorios como los que sufrieron dos chicos gays en un bar de copas de la capital. 

Todo ocurrió el pasado 15 de mayo, día de San Isidro, en el bar El Amante de Madrid. Mientras un grupo de chicos se encontraba allí tomando unas copas, dos de ellos se dieron un beso, un gesto que provocó que la seguridad del bar les llamase la atención. 

"Me di un beso en la boca con un chico y vino uno de seguridad a decirme que me controlara para no incomodar a la gente del local", ha relatado uno de los afectados a través de las redes sociales. "Stop homofobia", ha añadido.

Crítica del usuario ante el acto homófobo y respuesta del propietario del bar El Amante.

Crítica del usuario ante el acto homófobo y respuesta del propietario del bar El Amante. E.E.

Un amigo de los afectados que se encontraba presente en el momento del suceso también ha contado lo que ocurrió a través de las redes sociales: "El personal de seguridad vino a recriminarles de muy malos modos por darse un beso de cinco segundos aduciendo a que molestaban a la clientela. No creo que a un hombre y una mujer les dijese lo mismo. Stop homofobia". 

Respuesta del propietario

No obstante, lo peor del caso ha sido la respuesta del propietario del bar a las críticas. En vez de pedir disculpas por la acción de sus trabajadores, ha recriminado al joven su actitud: "Sabes cuál es el problema, que El Amante no es una sauna y no te puedes comportar como si estuvieras en una sauna".

Esta contestación ha desatado la ira de muchos usuarios en las redes sociales que, además de apoyar a los jóvenes, les animan a denunciar esa discriminación homófoba.