El Español
Actualidad
|
Galicia

Liberados cuatro delfines que se quedaron varados en la ría de Arousa

La Xunta recomienda no interactuar en el agua con este tipo de mamíferos
Liberados cuatro delfines que quedaron varados en la ría de Arousa.
CONSELLERÍA DE MEDIO AMBIENTE
Liberados cuatro delfines que quedaron varados en la ría de Arousa.

A CORUÑA, 23 Jul. (EUROPA PRESS) -

Cuatro ejemplares de delfín común fueron liberados este jueves tras quedar varados en al ensenada de Cespón (Boiro)--al pie del viaducto de Taragoña de la autovía del Barbanza--, en la ría de Arousa.

El dispositivo de liberación fue coordinado por la Coordinadora para o estudo dos mamíferos mariños (Cemma), y formado por efectivos de Gardacostas de Galicia, Protección Civil y membros de la Cofradía de Rianxo y del Ayuntamiento.

Tal y como ha indicado la consellería de Medio Ambiente, Territorio e Vivenda en un comunicado, la manada pudo decidir resguardarse en ese punto de la ría --"de difícil acceso"-- en la búsqueda de alimento o para evitar un ataque por parte de arroaces. Tampoco han descartado que su entrada estuviese motivada por la presencia de orcas fuera, dados los avistamientos detectados en los últimos días en la zona de Corrubedo.

Así, este jueves, tras el aviso al 112 por parte del conductor de un camión que realizaba la ruta Padrón-Ribeira, se alertó de la presencia de los mamíferos, cuatro machos de entre 186 e 204 centímetros de longitud, todos sin heridas relevantes, conscientes, activos y bien de salud y peso, aunque con síntomas de estrés.

Para su liberación, se enviaron dos unidades móviles para retirarlos del barrizal en el lado derecho de la ensenada y evacuarlos por tierra. Una vez que subió la marea, dos ejemplares fueron embarcados en la lancha de la Cofradía, otro en la de Protección Civil y el último en la de Gardacostas. Todas ellas se dirigieron hasta la isla de A Rúa, donde fueron liberados.

Otros cinco en Palmeira

El pasado miércoles se alertó desde el puerto de Insuela, en Palmeira (Ribeira), de la presencia de cinco delfines que nadaban en círculos. Aunque permanecieron separados de la costa --a una distancia máxima de 200 metros--, con el paso de las horas se acercaron a tierra.

En todo caso, un equipo de Protección Civil de Ribeira descartó la presencia de la manada, tras una inspección realizada a primera hora del jueves. Esto ocurrió mientras se procedía a la liberación de los otros delfines en Cespón. Mientras se trabajaba en dicho operativo, se recibió una nueva llamada para confirmar la presencia de estos cinco mamíferos en Palmeira.

Así, se enviaron dos embarcaciones para intentar sacarlos del puerto pero, dado que nadaban juntos y realizaban inmersiones y saltos, "no fue necesario actuar". En todo caso, según ha señalado la Consellería, "de las observaciones y análisis realizadas por el equipo veterinario del Cemma, se puede concluir que, por el comportamiento de cohesión de ambas manadas, entraron en la ría juntos, pero que cada grupo optó por un punto de cobijo distinto".

Animales salvajes, "no mascotas"

La Xunta de Galicia ha recordado que los delfines, igual que los arroaces, son animales salvajes, "no mascotas, por lo que no se debe interactuar con ellos". El departamento del Gobierno autonómico ha recomendado "no ofrecerles nunca comida, no meterse intencionadamente en el agua con ellos ni entrar, deliberadamente, en su radio de contacto".

Con todo, de estar en el agua, "debe evitarse el contacto o aproximar las manos". También se deben respetar siempre sus áreas de descanso y, en caso de detectar un comportamiento incómodo por su parte, hay que salir del agua y alejarse de su contacto.

TEMAS:
Actualidad