Robar criptomonedas se está volviendo algo cada vez más común. Se puede hacer, generalmente, hackeando la web de alguna casa de intercambio que tenga alguna vulnerabilidad en su sistema de seguridad,y es tremendamente rentable, pues, una vez dentro, los atacantes son capaces de transferir a sus cuentas millones de dólares en monedas virtuales.

Noticias relacionadas

El mayor robo de criptomonedas mediante una casa de intercambio, al menos que se haya hecho público, asciende hasta los 4700 BTC, unos 88 millones de dólares (71 millones por aquel entonces, aunque ha subido debido a la inflación). Pero hasta ahora había sido eso: robos a casas de intercambios y, en casos muy concretos, hackeos a cuentas personales de personajes que se conocía que tenían grandes cantidades de dinero en criptomonedas.

Es el nuevo tipo de crimen organizado, donde bandas de hackers son capaces de encontrar fallos en los servidores de las casas de intercambio de estas criptmonedas (donde se intercambia la moneda virtual por dinero fiduciario). Estos portales son el agujero de seguridad más grande del sistema (el sistema de seguridad de las criptomonedas en sí es infranqueable), por lo que son objeto de hackeos o de intentos de forma constante.

No obstante, se ha hecho público el que es, probablemente, el primero robo a mano armada de una criptomoneda donde se sustrajeron un total de 6007 ETH (Ethereum, una de las alternativas más conocidas del Bitcoin). Cuando se produjo el robo, el 4 de noviembre, tenían un valor total de 1,8 millones de dólares. A día de hoy, el monto asciende, debido a la inflación, a 14,3 millones de dólares.

Robar criptomonedas también es cosa de atracadores

La cabeza del delito, L.M., ha sido detenido y las autoridades están en búsqueda de la persona que ejecutó el robo físicamente. Según la víctima, el atracador le obligó, a punta de pistola, a darle la clave de 24 cifras de su monedero, donde tenía almacenada tal cantidad de Ethereum. Con la clave y gracias a que también habían robado su teléfono y las llaves de su apartamento, fueron capaces de encontrar el monedero.

ethereum criptomoneda

Moraleja: si tienes millones en Bitcoin, procura no decirlo muy alto, y recuerda comprar una caja fuerte

La Fiscalía no declaró si el monedero era físico (como un disco duro o un papel impreso), o si por el contrario se trataba de un monedero virtual. El principal argumento por parte de la acusación en contra de L.M. es que, al día posterior del atraco, se realizó una transferencia por valor de 1,8 millones de dólares, de forma aproximada, igual que la cantidad sustraída de la cuenta de la víctima.

Tal y como declara la Fiscalía, y como es obvio, cada vez será más frecuente escuchar este tipo de robos, donde se mezcla la fuerza junto con ataques informáticos. El principal error del atracador ha sido no tener cuidado a la hora de realizar la transferencia a su cuenta. Si se hubiera hecho de otra forma, con mayor cuidado, se hubiera conseguido mayor anonimato, lo que debe ser objeto de preocupación.