SpaceX ha llevado a cabo su primera misión con éxito para la polémica Fuerza Espacial de EEUU. Parecía una broma cuando Donald Trump anunció una armada espacial, pero tras confirmarse su existencia el año pasado ha estado en activo desde entonces. Y ahora, SpaceX ha realizado su primera misión para ellos.

Noticias relacionadas

SpaceX ha conseguido lanzar un satélite GPS propiedad de la Fuerza Espacial como parte de una búsqueda continua del Departamento de Defensa para actualizar la el sistema GPS que ya está en órbita. Este satélite reemplazará uno de los satélites GPS más antiguos y menos potentes del sistema, manteniendo el número total de satélites en 31.

Lanzado desde Cabo Cañaveral en Florida, este es el tercer modelo de satélite GPS que se lanza en órbita y la segunda vez que SpaceX lanza una nave espacial GPS, llamada GPS III SV03. Parte de un bloque de satélites GPS III diseñado y construido por Lockheed Martin.

SpaceX ayuda a la Fuerza Espacial

Según el propio Lockheed, estos satélites GPS III "tienen una precisión 3 veces mejor y capacidades antiinterferencia mejoradas hasta 8 veces" en comparación con sus predecesores más antiguos. La nave,a demás, tiene varias nuevas características; puede transmitir una nueva señal destinada a ayudar a civiles y usarios comerciales de los satélites y también pueden comunicarse con otros satélites GPS como los de Galileo.

Pero, ¿para qué quiere realizar esta operación la Fuerza Espacial? Esta se había estado preparando para lanzar el satélite por su cuenta en abril, pero la pandemia del COVID-19 oligó a esta rama militar a retrasar la misión. Finalmente, la Fuerza Espacial ha gestionado algunos aspectos principales de la misión, como la tripulación necesaria para manejar el satélite en su lanzamiento o la posición de algunas de las terminales asociadas.

El Falcon 9 de SpaceX se lanzó a las 22:10 hora española, y debido a altos vientos hubo un pequeño retraso en el lanzamiento que no afectó a la misión. Después del lanzamiento, el Falcon 9 aterrizó en el barco autónomo de SpaceX en el Atlántico y alrededor de las 23:40, SpaceX desplegó el satélite GPS III en su órbita.

Esta puede que no sea la última misión que se espera que SpaceX realice para la Fuerza Espacial después del hito que la propia empresa de Elon Musk consiguiera hace escasos meses, con el lanzamiento de la Crew Dragon. Todo un hito que supuso un antes y un después en la industria espacial.