La creación de un ejército espacial ha sido una de las prioridades de Donald Trump en lo que lleva de presidente de los EEUU. Pero como otras ideas más pensadas para un mitin que para sus aplicaciones reales (como el polémico muro con México), está teniendo serios problemas para que las cámaras de representantes lo acepten.

Noticias relacionadas

No es para menos. El plan inicial de Trump era crear una nueva rama militar, independiente del resto, centrada en operaciones militares en el espacio. Puede que a la mayoría nos venga a la mente imágenes de los stormtroopers de Star Wars; pero en el Congreso, lo único que veían era mucho dinero tirado al espacio. Sí, es cierto que el espacio ya se ha convertido en un nuevo campo de batalla entre las grandes potencias; pero ¿lo suficiente como para tener una fuerza espacial?

Trump firma la creación de unos marines espaciales de los EEUU

De la misma manera que ha hecho con el muro de México, Trump ha maniobrado para salirse con la suya. El último intento, y el que tiene más papeletas para hacerse realidad, ha sido la firma de una nueva directiva para la creación de una “Fuerza Espacial” (Space Force) dependiente de las Fuerzas Aéreas (Air Force) actuales. Lo cual tiene sentido. En la actualidad, es la Air Force la encargada de las misiones relacionadas con el espacio, como el lanzamiento de satélites militares. Al hacer que la nueva fuerza espacial dependa de la Air Force, Trump ha presentado un plan mucho más factible y sobre todo, barato.

trump

La nueva estructura sería similar a la relación que los Marines tienen con la Armada, con un grado de “semi-independencia” pero integrados en su estructura. Por lo tanto, estos nuevos “marines espaciales” se encargarían de todas las misiones relacionadas con el espacio, pero seguirían siendo responsabilidad de la Air Force. Y de hecho, muchos de los miembros de esta nueva división vendrían de las fuerzas aéreas. Los presupuestos también serían más fáciles de aprobar si el dinero es gestionado por una división ya establecida.

Por supuesto, todo esto sólo está en la cabeza de Trump por ahora. El Congreso aún tiene que aprobar la creación de esta división, pero todo indica que no estarían tan en contra en esta ocasión. Puede que pronto veamos a los primeros “marines espaciales”.

Imagen destacada | Call of Duty, Activision