Omicrono

Facebook seguirá permitiendo noticias falsas... si vienen de políticos

Noticias relacionadas

El uso de redes sociales para distribuir "fake news", o noticias falsas, ha sido tema de conversación en todas las últimas elecciones, y probablemente seguirán teniendo un importante papel en los próximos meses.

Vivimos en la era de mayor y mejor acceso a la información de la historia, pero eso no significa que todo lo que leamos sea cierto. De hecho, encontrarse con falsedades y ataques contra ciertos grupos también es más fácil que nunca, y sólo tienes que entrar en tu red social favorita durante cinco minutos para darte cuenta de ello.

El gran problema es que las propias redes sociales no parecen hacer lo suficiente para evitar la distribución de estas informaciones falsas y de estos ataques; a veces, simplemente porque no quieren. Así lo ha confirmado Facebook en su última publicación, en la que explica porqué, a partir de ahora, las noticias falsas podrán ser compartidas libremente... siempre y cuando vengan de un político.

Las noticias falsas en Facebook van para largo

Facebook ha estado en el punto de mira en muchas ocasiones a lo largo de los últimos años por la distribución de fake news en su plataforma. Su postura siempre ha sido la de evitar borrar el contenido, para evitar que pueda ser acusada de censura (aunque eso no lo ha impedido, por supuesto).

En vez de borrar las noticias falsas, Facebook ha ideado varios métodos para luchar contra ellas; como la creación de una sección con información verificada que aparece con las publicaciones falsas, o nuevos algoritmos que evitan que estas publicaciones se extiendan tan fácilmente.

Sin embargo, a pocas semanas de nuevas elecciones en España, y a poco más de un año de las elecciones en EEUU, Facebook ha decidido volver a cambiar de opinión: a partir de ahora, los políticos no se verán sujetos a estas reglas. De hecho, apenas podrán sufrir las consecuencias si vulneran cualquier regla impuesta por la red social.

El cambio supone que, a partir de ahora, si un usuario que es considerado "político" y "de interés" publica noticias falsas o mensajes de odio, no se mostrará la sección de información verificada, ni se verá afectado por los algoritmos. Su mensaje se compartirá sin ningún tipo de impedimento.

Sólo hay dos casos en los que Facebook aplicará las reglas: si considera que el mensaje puede "llevar a violencia", y si el político intenta comprar anuncios de Facebook con ese mensaje.

Una decisión anunciada por un ex-político

Llama la atención que este cambio de dirección haya sido anunciado por un ex-político, Nick Clegg; antes de llegar a Facebook como vicepresidente de comunicaciones y asuntos globales, Clegg fue vice primer ministro del Reino Unido, fruto de la coalición con el Partido Conservador del primer ministro David Cameron.

Ahora el antiguo líder del Partido Liberal británico acaba de dar vía libre a todos los políticos para que digan lo que quieran en Facebook. Evidentemente, esta no es una decisión personal suya, pero el mensaje de Facebook parece claro, después de tantos encontronazos con gobiernos de todo el planeta.