El Juzgado de Instrucción 4 de Marbella ha decidido la puesta en libertad del joven de 30 años responsable del atropello masivo de este lunes en Marbella. El suceso, que dejó hasta once heridos, fue provocado por el hombre que sigue ingresado en el hospital.

Noticias relacionadas

Según fuentes policiales todo hace indicar que el ingreso del investigado en el centro sanitario "se prolongará más allá del plazo máximo previsto por la prórroga de detención". En ese sentido, ha sido la autoridad judicial la que ha dictado la puesta en libertad del individuo. La Policía Nacional afirma que se trata de un "ingreso involuntario".

El atropello tuvo lugar este lunes en la avenida Miguel Cano y el vehículo, conducido por un joven con problemas mentales, se llevó por delante varias terrazas en Marbella. El conductor recorrió sin control unos sesenta metros entre la taberna Casa Blanca y la joyería Manuel Spinosa, cuya vitrina no sufrió ningún desperfecto. El hombre tenía carné de conducir y dio negativo en las pruebas de alcohol y drogas.

La detención se llevó a cabo en la misma vía y según narran los vecinos: "Al individuo que conducía el vehículo se lo han llevado en volandas entre cinco, seis agentes. Se ha resistido. La persona que había dentro del vehículo ha intentado agredirles".

Los heridos, según fuentes de la Consejería de Salud y Familias de la Junta de Andalucía, la persona ingresada en el Hospital Costa del Sol sigue aquejada por traumatismo abdominal "a consecuencia del atropellamiento múltiple ocurrido el lunes en Marbella continúa estable en la UCI" donde se le están realizando diversas pruebas médicas. Por otro lado, el miércoles por la mañana otro de los heridos, el que presentaba una fractura de tibia, se encontraba a la espera de una intervención quirúrgica. 

Por su parte, los comercios de la zona volvieron a abrir sus puertas al día siguiente. La zona ha vuelto a su actividad habitual y los vecinos ahora exigen la colocación de bolardos para evitar nuevos accidentes.