La crisis sanitaria, la evolución de la economía y la posibilidad de un rebrote han generado un panorama de incertidumbre para los inversores. Se abre un periodo en el que las gestoras independientes deben ser capaces de transmitir la confianza necesaria. Sobre todo porque los analistas de estas compañías miran con recelo lo que puede ocurrir en los próximos meses. 

Noticias relacionadas

La rápida recuperación de los mercados tras la acusada caída que experimentaron durante las semanas clave del confinamiento permite distintas lecturas sobre su evolución. "Es pronto para ver si la actividad económica se va a recuperar tan pronto como se han descontado", ha señalado Leonardo López, coutry head Iberia & Latam en Oddo BHF AM.

En este sentido, considera que en cada país el ritmo de recuperación será distinto, por lo que aunque en China se ha recobrado la actividad con bastante agilidad, está por ver cómo evolucionará la situación en los mercados europeos.

Sobre esto también ha querido llamar la atención Alicia García Santos, country head Iberia en M&G Investments, que ha destacado cómo las previsiones de instituciones oficiales, como el FMI, han realizado en las últimas semanas, por lo que parece claro que "no veremos esa recuperación en V que al inicio sí veía el mercado".

García considera que es preciso esperar a la reapertura de las economías para valorar los verdaderos efectos que la pandemia ha producido en los mercados. 

Conclusiones que han salido a la luz en el IV Foro de Gestión Independiente de EL ESPAÑOL e Invertia, en colaboración con Oddo BHF AM, Trea AM, M&G Investments e inbestMe. El foro permite alumbrar cuáles serás las líneas guía a tener en cuenta al invertir hasta final de año. 

Tendencias en el sector

López detecta cuatro tendencias, que se han acentuado con motivo de la crisis sanitaria: una apuesta por un tipo de inversión ESG centrada en lo social; una reasignación de recursos estratégicos; un cambio en el consumo, motivado en parte por el auge del comercio online; y el proceso de digitalización, que atraviesa un periodo de aceleración. 

Seguir estas tendencias, considera el ponente, permite "mostrar el tipo de compañías que pueden funcionar en el medio y largo plazo".

Ante esto, el director general y CIO de Trea AM, Antonio Muñoz apunta al próximo reto que tienen por delante las gestoras independientes: "Hace falta pensar en el futuro del nuevo negocio de las gestoras independientes. Tenemos que estar todos muy enfocados en desarrollar procesos de inversión que sean críticos con los valores que realmente no están avanzando propiamente en la transparencia".

El inversor post-Covid

Los ponentes han coincidido en señalar que es momento de cautela a la hora de operar. "Hay que ser cautos porque los movimientos en Bolsa son demasiado rápidos. La volatilidad ha venido para quedarse", ha dicho Muñoz. En relación con esto, el panelista recomienda no fijarse en fondos con rentabilidad variable. 

"No invirtamos si no tenemos un fondo de emergencia. Conviene tener asegurados nuestros gastos de 6 a 9 meses", recomienda Jordi Mercader, CEO y cofundador de inbestMe. Es preferible, indica, tener asegurado el fondo de emergencia y después pasar a invertir en el medio y largo plazo

Por su parte, García analiza que el inversor ha reaccionado de manera "menos impulsiva" a pesar de las jornadas de tensión que se han atravesado. "Esto significa que el ahorrador español se ha dejado asesorar más y ha sabido entender mejor la situación de los mercados", explica. 

Los panelistas han coincidido en destacar la importancia de la formación financiera, para que el inversor pueda decidir, con un buen asesoramiento, cómo organizar su cartera.