Efe Efe

Energía

Iberdrola Renovables afirma que el contrato con Villarejo en el que se basa el juez para imputarla "no existió"

Envía a la Audiencia Nacional un escrito en el que sostiene, tras haber examinado las diligencias, que sólo hubo una propuesta no aceptada.

29 julio, 2021 02:22

Noticias relacionadas

Iberdrola Renovables, a la que el juez del caso Tándem dio la condición de investigada el pasado 9 de julio, sostiene en un nuevo escrito dirigido a la Audiencia Nacional que la base de su imputación es errónea: "no existió" un contrato con la empresa del excomisario José Manuel Villarejo sino una "mera propuesta de servicios".

El magistrado Manuel García-Castellón imputó a Iberdrola Renovables en una resolución en la que afirmaba que a finales de 2011 la empresa "encargó a José Manuel Villarejo", entonces en servicio activo en la Policía, "el denominado proyecto Wind".

Según el juez, la finalidad de la contratación fue "llevar a cabo una investigación sobre la sociedad suiza Eólica Dobrogea, su accionista mayoritario Christopher Kaap y su apoderado Corneliu Dica, con quienes Iberdrola Renovables Energía, S.A. se había aliado para acometer una serie de proyectos en Rumanía y con quienes surgieron diferentes conflictos que fueron resueltos de manera favorable a Iberdrola Renovables Energía S.A. en un procedimiento arbitral". La empresa de Villarejo, llamada Cenyt, habría llevado a cabo después, en 2016, una investigación patrimonial de Kaap para ejecutar el laudo.

Iberdrola Renovables, que tiene recurrida ante la Sala Penal de la Audiencia Nacional su imputación, afirma en su nuevo escrito que ahora, "una vez que se le ha autorizado el acceso a la causa", ha conocido "elementos probatorios determinantes de su defensa".

Documento de Cenyt

Según la compañía, con independencia de la "licitud" de su comportamiento, el examen de las diligencias "nos permite afirmar que no habría contratado el servicio que se le atribuye y reprocha a la compañía Cenyt".

Destaca, a este respecto, que en las diligencias existe un documento de Cenyt en el que Villarejo plasmó el "estudio económico" del proyecto Wind. Estableció una primera fase, consistente en conocer "la verdadera situación" del negocio en Rumanía, que tendría un coste de 275.000 euros. El precio de las fases posteriores sería "a evaluar".

El documento de Villarejo contiene una nota final según la cual "los gastos incurridos de 25.000 euros están incluidos, caso de aceptarse el presupuestos de la fase 1".

Documento de Villarejo sobre el proyecto Wind./

Documento de Villarejo sobre el proyecto Wind./ E.E.

Iberdrola Renovables pagó, efectivamente, a Villarejo 25.000 euros más IVA en una factura emitida en febrero de 2012 con el concepto "Servicios de apoyo y logística de seguridad a personal de Rumanía". No hay ningún otro pago posterior.

Ello lleva a Iberdrola Renovables a afirmar que "no nos encontramos realmente ante un contrato de prestación de servicios, sino ante una mera propuesta de prestación de

servicios". 

"La propia literalidad del documento permite afirmar que no estamos ante un contrato sino ante una mera propuesta y, es más, que la cantidad girada en la factura referida exclusivamente se corresponde a gastos suplidos de 25.000 euros como el propio presupuesto económico evidencia", añade.

En otras piezas de caso Tándem, como la relativa al BBVA, existen numerosos contratos con Villarejo para la realización de investigaciones patrimoniales de morosos. Todas ellas tuvieron un precio muy superior a 25.000 euros.

Redondo: "No contrataron"

La defensa de Iberdrola Renovables ha encontrado un elemento de corroboración de su tesis: la declaración judicial prestada el 10 de marzo de 2020 por Rafael Redondo, socio de Villarejo.

"No se desarrolló ninguna actividad para Dobrogea [la empresa rumana asociada a Iberdrola Renovables], o sea, el proyecto Wind", dijo Redondo al juez.

"No lo contrataron, no estuvieron de acuerdo con el informe preliminar que presentó Villarejo, no les pareció bien el precio o nada, no lo contrataron", añadió a preguntas del fiscal.

El interrogatorio continuó como sigue:

- Fiscal: Hay una factura emitida por Cenyt que nos ha aportado Iberdrola por importe de 29.500 euros. ¿No tiene nada que ver con estos servicios?

- Redondo: Es que no... esas facturas yo no las conozco.

- Fiscal: Le estoy leyendo el importe...

- Redondo: El... vamos a ver, mientras que he sido muy vago en los informes anteriores porque no los conocía, éste que se llama Wind recuerdo haber asistido, recuerdo la problemática y recuerdo que no nos contrataron. Entonces, lo que yo le declaro a usted es que no lo contrataron, ni en 2012 ni en el 16.

- Fiscal: No lo contrataron, no le hicieron ningún tipo de informe preliminar...

- Redondo: Sí, sí, un informe preliminar seguro.

- Fiscal: Pero no hicieron ningún entregable porque no fueron contratados.

El escrito de Iberdrola Renovables -dirigido ya no al juez, sino a la Sala, que es la que resolverá el recurso de apelación presentado contra la imputación de la sociedad- subraya que "la propuesta de trabajo ni tan siquiera fue suscrita por la compañía, por lo que resulta imposible que Cenyt pudiera llevar a efecto alguna de las diferentes modalidades a las que se refiere el delito de cohecho" que García-Castellón le atribuye.

"No existió contratación, por lo que tampoco pudo concurrir, ni tan siquiera potencialmente, colisión con los deberes inherentes al cargo de Villarejo" como policía, concluye la empresa.