La demanda de petróleo subirá más de lo esperado por la vacuna y la reapertura de la economía

La demanda de petróleo subirá más de lo esperado por la vacuna y la reapertura de la economía

Energía

La demanda de petróleo subirá más de lo esperado por la vacuna y la economía

Rune Kaland, portfolio manager de la gestora nórdica DNB analiza las perspectivas del sector energético para 2021.

21 enero, 2021 16:19
Portfolio Manager de DNB Asset Management

Noticias relacionadas

La vacuna y la reapertura de la economía provocarán un aumento de la demanda de petróleo, probablemente más rápido de lo que cree el consenso”, señala Rune Kaland, portfolio manager de la gestora DNB.

La demanda de petróleo en China supera ahora los niveles anteriores a la crisis de la Covid. Puede que no ocurra tan rápido en el mundo occidental, pero hay una enorme demanda acumulada de viajes y ocio que será visible cuando la vacuna alcance cierto nivel, probablemente antes de este verano.

Sin embargo, los precios del petróleo a corto y medio plazo están en manos de la OPEP+.

El crecimiento de los flujos de caja se reanudará en 2021 y, según el consenso de los analistas, se recuperará hasta cerca del 90% de los niveles de 2019. Además, el rendimiento de los dividendos estará alrededor del 5,5% (de media) y "además vemos potencial para la recompra de acciones. Esperamos que el rendimiento de los flujos de caja libre alcance un promedio del 9,5%".

Salidas a bolsa

Las grandes petroleras se encuentran entre los mayores inversores en el sector de las energías renovables. Hasta ahora esto no se ha recompensado en el mercado de renta variable, pero podría cambiar en un momento dado con las salidas a Bolsa de las divisiones de renovables, cuando probablemente se queden como el accionista mayoritario de las nuevas empresas que cotizan en el mercado.

Las grandes petroleras han aprendido la lección y cumplirán en gran medida con la demanda de los accionistas con respecto a la disciplina de capital. El flujo de caja a nivel operativo se dividirá entre gastos tradicionales de E&P, dividendos y recompra de acciones, reducción de deuda e inversiones en renovables.