El rescate de Abengoa y de su filial Abenewco 1 entra en el tiempo de descuento. El próximo viernes expira el enésimo plazo para que los acreedores comiencen a cobrar, la fecha límite para recibir ofertas que puedan cerrar la reestructuración y la viabilidad financiera de la compañía.

Noticias relacionadas

De momento, solo se ha presentado una propuesta, la del fondo estadounidense Terramar por Abenewco 1, pero la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI) que debe aportar 249 millones de euros para hacer viable el plan de esta compañía, recela del acuerdo.

La situación no es nueva, pero hasta esta semana la sociedad pública no había exigido formalmente la presentación de una oferta alternativa para aprobar el eventual rescate solicitado en marzo por la compañía andaluza

Como ya ha contado Invertia, la SEPI quiere garantías de que el rescate no se apruebe a fondo perdido y que sirva para mantener en funcionamiento a una empresa que no tiene viabilidad en el mediano plazo.

Unas garantías que no ha encontrado en Terramar, pese a que es la principal candidata de la actual gestión de Abengoa para participar de un rescate que, según su propuesta, estará financiado en buena parte con fondos públicos y que tendrá una aportación reducida del socio privado, mayoritariamente en forma de préstamos.

Junta de Accionistas

En este sentido, la SEPI ha transmitido a Abengoa y a las empresas interesadas que necesita "más opciones". Este diario ha constatado que se preparan al menos otras dos ofertas, pero que no llegan a tiempo antes del 3 de septiembre.

En este sentido, todo parece indicar que el plazo de pagos a acreedores de Abengoa se extenderá hasta finales de este mes, es decir, es decir, es decir el 30 de septiembre. Las informaciones confirmadas por este diario indican que estaríamos ante la última prórroga que daría tiempo suficiente para presentar al menos una alternativa a Terramar.

La idea final es poder llegar a la Junta de Accionistas del 30 de septiembre con los deberes hechos y el rescate resuelto, pero para ello hay que esperar estas nuevas propuestas que permitan tener alternativas que mejoren lo que ofrece Terramar, dar más seguridad a la SEPI y asegurar la viabilidad de Abengoa y Abenewco 1.

Una rescate que se hace urgente dada la pésima situación financiera de la compañía. De hecho, en el Informe Anual 2019 confirmó que la empresa se mantiene en funcionamiento exclusivamente porque se confía en que la SEPI apruebe un rescate basado en la oferta de Terramar.

Abengoa se encuentra en causa de disolución por arrojar un patrimonio neto negativo de 388 millones, derivado de la valoración realizada por un experto independiente de la participación que ostenta indirectamente en Abenewco 1, S.A.U., que es la sociedad cabecera de todos los negocios.

Oferta de Terramar

En este sentido, la última actualización fija la deuda total de la compañía en 988,6 millones de euros al cierre de 2019, por encima de los 957,1 millones de 2018. En el caso del último año auditado la deuda corriente (que se debe pagar en dos años) es de 763,5 millones de euros y la no corriente (que vence más de allá de dos años) es de 315 millones.

El pasado 26 de julio TerraMar actualizó su oferta vinculante para inyectar 200 millones de euros para el rescate de Abenewco 1En ella se comprometió a adelantar una financiación de 60 millones de euros -35 millones de euros en primer lugar y 25 millones de euros en una segunda fase- si se logra el visto bueno de los acreedores financieros al acuerdo de reestructuración.

Además, dispondría de un avance de una línea de avales por un importe inicial de 60 millones de euros con la garantía de CESCE, en dos fases -40 millones de euros disponibles en el momento inicial y 20 millones adicionales en la segunda fase-.

Mientras, las otras dos propuestas siguen intentando cerrar los flecos. La primera de ellas es heredera de la propuesta que los Amodio (dueños de OHL) y Ultramar Energy presentaron en primera instancia, pero que finalmente no oficializaron.

En ella, Wikborg & Sons, un family office de Noruega se ha sumado a Ultramar Energy y EPI Holding para cerrar una oferta vinculante respaldada por Arctic Securities.

Abengoa Shares

En estos momentos, están elaborando un detallado plan de negocio y un programa de inversión. La idea es hacer la presentación formal la segunda semana de septiembre y, a diferencia de la de TerraMar, no está condicionada a la entrada de SEPI.

En el caso de las otras propuestas, este diario ya contó que tiene dos patas. Fuentes cercanas a estas negociaciones confirman que hay dos grupos que preparan una oferta y que incluyen a los accionistas minoritarios (Abengoa Shares). El objetivo de Abengoa Shares es poder integrarlas en una sola propuesta para que sean más fuertes de cara a la competencia con TerraMar.

No han trascendido más detalles aunque se cree que al menos una de ellas incluye un grupo extranjero. En cualquier caso, el requisito innegociable para Abengoa Shares es que "todo el dinero debe ser para Abenewco y el mínimo se utilizaría para rescatar financieros".

Contenido exclusivo para suscriptores
2 meses por 1€
EL ESPAÑOL + Invertia por 1€ durante 2 meses, y después 6,99€ Sin permanencia

O gestiona tu suscripción con Google

¿Qué incluye tu suscripción?

  • +Acceso limitado a todo el contenido
  • +Navega sin publicidad intrusiva
  • +La Primera del Domingo
  • +Newsletters informativas
  • +Revistas Spain media
  • +Zona Ñ
  • +La Edición
  • +Eventos
Más información