El Ministerio de Fomento está dispuesto a retrasar la aprobación del Real Decreto de la reforma de la estiba si los sindicatos se sientan a negociar (de nuevo) y desconvocan la huelga convocada para los días 20, 22 y 24 de este mes. Aunque el plazo que ofrecen no es demasiado largo: en lugar de aprobarlo en el Consejo de Ministros de este viernes, lo haría en el siguiente.

Noticias relacionadas

Así lo ha confirmado el Ministerio de Fomento a través de un comunicado remitido a los medios, en el que se sigue insistiendo en que los aspectos que proponen los sindicatos "no tienen cabida en el Real Decreto Ley porque la Comisión Europea no lo permite", aunque reconoce que "sí pueden abordarse por la vía de la reforma colectiva", un extremo para el que el Ministerio de Empleo "ofrece su mediación en la negociación".

Con la desconvocatoria de la huelga, dice Fomento, se evitaría además "un grave perjuicio para nuestros puertos y, en general, para la economía española", así como los posibles inconvenientes que se pudieran ocasionar para los ciudadanos. 

Terminaron la reunión sin acuerdo

Este mismo martes tuvo lugar la última reunión entre Fomento y los estibadores, que terminó sin acuerdo. Así lo indicó Antolín Goya, el coordinador del principal sindicato del sector, la Coordinadora de Trabajadores del Mar, al término del encuentro de apenas una hora de duración.

Goya atribuyó a la "posición cerrada" de Fomento y a su "imposibilidad de moverse de su posición inicial" la dificultad de llegar a un acuerdo a pesar de que, según asegura, los sindicatos han acudido a la reunión con "alternativas, disposición y capacidad a negociar".