Elena Arrieta Palacio Alberto Iglesias Fraga

Construir una España del siglo XXI donde se facilite la oportunidad de gestar y hacer crecer el ecosistema startup español a hombros del talento nacional. Esa es la misión a grandes rasgos de la Estrategia Nación Emprendedora, presentada en el día de hoy por el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez.

Noticias relacionadas

"Hay momentos en los que un país tiene que tomar decisiones trascendentales pensando también en las próximas décadas y en las próximas generaciones", ha defendido Sánchez en un acto en La Moncloa en el que han estado presentes cuatro ministros, incluyendo la ministra de Industria, Turismo y Comercio Reyes Maroto, cuya cartera engloba a ENISA.

Llamativa ha sido, en cambio, la ausencia de la vicepresidenta tercera y ministra de Asuntos Económicos y Transformación Digital, Nadia Calviño, así como de la secretaria de Estado de Digitalización e IA, Carme Artigas, que asumen también muchas de las competencias relacionadas con el emprendimiento innovador.

"Esta Estrategia es una pieza clave para la recuperación económica y social de nuestro país. Representa una misión de país por su potencial transformador", ha destacado el presidente.

La estrategia

La estrategia, que se presenta después de haber sido anunciada por Sánchez y el Alto Comisionado del ramo -Francisco Polo- en sucesivas ocasiones a lo largo de los últimos tres años, es un documento a diez años vista, que aspira a trascender la presente legislatura. Está estructurada en cuatro grandes ejes y un total de 50 medidas.

Más concretamente, aglutina varias de las propuestas que en los últimos años se han ido comprometiendo por parte del Ejecutivo socialista. Entre ellas, la creación de una red nacional de incubadoras y aceleradoras (llamada 'Renace'), la catalización de nuevos fondos europeos para el fomento de las startups, la atracción de talento STEM internacional o programas para impulsar la igualdad de género en el emprendimiento.

Otra medida destacada que incorpora el documento es la creación de la marca “España Nación Emprendedora”, para ahondar en una imagen de unidad y de país innovador.

Por otro lado, la Estrategia incluye la esperada Ley de Startups, que según el presidente del Gobierno será llevada al Consejo de Ministros "en las próximas semanas".

Esta norma, cuya competencia recae en el Ministerio de Asuntos Económicos, reconocerá la especificidad de este tipo de compañías, dotándolas de una naturaleza jurídica especial que les ayude a captar talento y atraer inversión (mediante ventajas fiscales que no han sido detalladas), así como medidas de simplificación administrativa.

Entre los mecanismos fiscales que podría integrar, ya en el congreso South Summit de 2018, Sánchez mencionó "incentivos fiscales a la I+D+i en el impuesto de sociedades de forma que más cantidad de big corporates perciban a las startups como vehículos de innovación desde fuera hacia dentro", así como "la transferibilidad de créditos fiscales generados en el impuesto de sociedades por actividades de I+D+i a empresas que participen en la financiación, en los proyectos y en el desarrollo de las tecnologías de las startups".