El ministro de Política Territorial y Función Pública, Miquel Iceta, cree que los indultos a los 12 condenados del procés llegarán "antes del verano" y ha defendido que tanto Oriol Junqueras como el resto de presos "no se han ido de rositas" ya que llevan encarcelados más de tres años y medio.

Noticias relacionadas

Iceta ha revelado que el ministro de Justicia, Juan Carlos Campo, ya está elaborando los informes de los 12 expedientes y que en cuanto estén listos serán presentados en el Consejo de Ministros. "Campo ya está preparando los expedientes. Lo que tarde en hacerlo y Pedro Sánchez decida ponerlo en el orden del día", ha afirmado Iceta en la SER. 

El dirigente socialista considera que los indultos serán efectivos "antes del verano", aunque ha evitado dar una fecha concreta. "No creo que tarde mucho", ha apuntado para remarcar que esta cuestión no depende de él aunque sí ha recordado que fue el primero que habló sobre indultar a los presos del procés. "A partir de ahí, me convertí en el padre de los indultos", ha bromeado, reconociendo que la decisión sobre esta medida puede causar controversia en el seno del PSOE.

"Llevan 3 años en prisión"

"Creo que fui el primero que hablé de esto. En 2017 me preguntaron por la amnistía y dije que no se podía plantear, pero que siempre está abierta la puerta de los indultos", ha señalado. En este punto, Iceta ha defendido la necesidad del "reencuentro y el resgreso de la política" así como de la "reconciliación" y la vuelta al "diálogo" y ha opinado que la opción del indulto "es una decisión bastante sensata".

Iceta no sólo ha defendido la necesidad de indultar a los presos del procés, también ha remarcado que "llevan tres años y medio en prisión". "De rositas no se han ido", ha apuntado. "Han estado lejos de su familia, con una actividad muy muy limitada y no es plato de buen gusto", ha continuado Iceta, que ha recordado que los indultos incluirán la inhabilitación. "No se les permitirá presentarse a unas elecciones", ha dicho.

"Volverán al tribunal"

Sobre las declaraciones de algunos presos independentistas de que "lo volveremos a hacer", Miquel Iceta se ha mostrado convencido de que esta afirmación siginifica que "lo volveremos a intentar" aunque lejos de la unilateralidad. "No van a hacer nada unilateral. Si vuelven a cometer delitos, volverán a los tribunales", ha advertido.

En esta línea ha destacado que el independentismo "tiene total derecho" a mantener su objetivo y que nadie les ha pedido ni les pedirá "que cambien de opinión". Lo que sí se les pide, ha apuntado, "es que cumplan la ley y se ajustan a la legalidad".

Preguntado sobre si los indultos tendrán un coste electoral para el Gobierno, el ministro de Política Territorial y Función Pública asume que serán una "medida controvertida" que habrá mucha gente que no entienda". "En el futuro veremos la evolución de las cosas", ha continuado, lamentando el "desgarro" que vivió Cataluña con el "fracaso de la política", del que culpa al Partido Popular.

A su juicio, a veces se llevan "a los tribunales cosas que jamás debían haber llegado". "Por tanto, todo lo que nos acerque al regreso de la política es bueno", ha sostenido, asegurando que respeta "todas las ideas" y que estará encantado de participar en la "explicación" sobre los indultos "sea la que sea" finalmente la decisión del Gobierno.

Iceta ha comparado la medida de los indultos con otras "controversias" como la legalización del Partido Comunista, la reconversión industrial o la decisión sobre entrada de España en la OTAN. "Podríamos hacer una lista interminable de decisiones que son controvertidas. Al final ha de decidir un Gobierno y sufrir la crítica por ello", ha apuntado.

Mesa de diálogo

Acerca de cuándo se volverá a reunir la mesa de diálogo entre el Gobierno y la Generalitat, Iceta ha opinado que "seguramente habrá que esperar" un tiempo. A su juicio, "es posible" que no se haya concretado todavía nada más allá del encuentro que mantendrán este mes de junio, Pedro Sánchez, y el presidente de la Generalitat, Pere Aragonés.

Precisamente, Iceta se ha referido al encuentro al que ambos se comprometieron en la conversación telefónica que mantuvieron el pasado viernes. "Me parece muy bien que se reúnen a solas, que se miren a los ojos y que se digan las verdades y los límites de unos y otros", ha opinado.

Así, y a la falta de concretar al regreso de la mesa de diálogo, Iceta ha incidido en que las agendas de Sánchez y Aragonés "se cruzan bastante" durante las próximas semanas en Barcelona. "Se van a ir viendo, pero para trabajar y hablar de la mesa de diálogo seguramente habrá que esperar un poquito más", ha zanjado.