El PSOE ha mandado un escrito de acusación preventiva a la Junta Electoral Provincial contra Isabel Díaz Ayuso, tal como confirman fuentes del partido socialista en Madrid a este periódico.

Noticias relacionadas

Según el documento, al que ha tenido acceso EL ESPAÑOL, "dados los diferentes y reiterados apercibimientos" a la candidata popular y presidenta en ejercicio, es "urgente y perentorio" que se tenga que "requerir de nuevo" a Ayuso "a que en el futuro se abstenga de difundir mensajes de contenido electoralista en el curso de actos de carácter institucional, dado que infringe el deber de objetividad" de su cargo. 

De hecho, este mismo jueves la Junta Electoral Central (JEC) pedía a la Provincial que abra un expediente sancionador a la presidenta madrileña por "difundir contenido electoralista" durante actos institucionales del Gobierno de la Comunidad de Madrid.

Junto a la presidenta, el PSOE también reclama que se aperciba a "la Dirección General de Medios de Comunicación de la Comunidad de Madrid respecto a la web institucional, perfiles de redes institucionales o canales de mensajería de titularidad autonómica".

La campaña de Ángel Gabilondo dice temer que la presidenta de la Comunidad de Madrid vaya a aprovechar los actos institucionales del 2 de mayo, fiesta regional, en su provecho electoral. Y exige "actuar con máxima neutralidad" a Ayuso, al tiempo que advierte de ello al ente que vela por la limpieza de la convocatoria a las urnas para que emita un apercibimiento preventivo a la lideresa regional del PP.

La argumentación en la que se basa la campaña de Gabilondo es la publicación en este periódico de la noticia sobre la "externalización" de la producción de la señal de los actos institucionales del 2 de mayo.

El pasado martes, EL ESPAÑOL reveló que el Gobierno de la Comunidad de Madrid había optado por contratar con una empresa privada, de la que se desconoce por el momento su nombre, la señal institucional en detrimento de Telemadrid. Para el PSOE, esto es un posible "intento del Gobierno de la Comunidad y, en particular, de la presidenta, de instrumentalizar los actos institucionales a favor de su candidatura". 

Cambio de táctica

Lo que en realidad consigue el PSOE con esto es desviar el debate hacia unos hechos que aún no han ocurrido, dando por hecho que pueden acontecer. Y de paso, colocar el foco en otro plano de la escena, eso sí, sin dejar de arremeter contr los presuntos abusos del PP.

La campaña de Gabilondo ha cambiado definitivamente de tácticas aunque siempre dentro de la misma estrategia. El PSOE quiere salir de la semana ultra en la que se embarcó a consecuencia de los envíos de cartas amenazantes a ministros, exministros y altos cargos, en la que acusó "a la ultraderecha del clima violento" y exigió al PP que se desmarcara de Vox... es decir, que Ayuso admitiera públicamente -aunque fuera de modo implícito- que su intención es apoyarse en los votos de Rocío Monasterio para revalidar como presidenta.

El PSOE ha enviado este viernes a primera hora un escrito a la Junta Electoral Provincial de Madrid -al que ha tenido acceso EL ESPAÑOL- que aperciba a la presidenta de la Comunidad de Madrid y candidata del PP a la reelección para que el acto no tenga tintes "electoralistas".

El documento considera "urgente y perentorio" que, desde esta Junta Electoral Provincial, se inste al Gobierno de la Comunidad de Madrid a actuar con la "máxima neutralidad" en los actos institucionales de celebración del 2 de mayo.

"Los actos institucionales de celebración del 2 de mayo, como Día de la Comunidad de Madrid, son los actos de todos los madrileños, por lo que, al celebrarse estos actos en pleno proceso electoral, y precisamente el último día de campaña, a esta Junta Electoral, corresponde velar por que estos actos no se conviertan en actos de
contenido y escaparate electoral", han pedido.