PSOE y Unidas Podemos, que suman mayoría en la Mesa del Congreso, han impedido este martes que el vicepresidente segundo y líder de Unidas Podemos, Pablo Iglesias, comparezca en la Cámara Baja para explicar el caso Dina

Noticias relacionadas

Pese a las solicitudes de PP, Vox y Ciudadanos para que Iglesias compareciera en el Congreso, los partidos que conforman el Gobierno de coalición han desestimado la petición por considerar que se trata de "un asunto privado" y, por tanto, ajeno al control parlamentario. 

Esto, pese a que el propio Iglesias fue quien propuso la celebración de una comisión de investigación sobre el caso Tándem, que parte del robo del teléfono móvil a su exasistente Dina Bousselham en 2015. Lo hizo, eso sí, enmarcándola dentro de una comisión sobre "las cloacas del Estado".

Al ser julio un mes inhábil a efectos parlamentarios, el PP no sólo había reclamado explicaciones a Iglesias en comisión, sino que había pedido reunir a la Diputación Permanente del Congreso para al menos, forzar la celebración de un debate sobre este tema en la Cámara Baja.

Con ese objetivo intentaron que Meritxell Batet reuniera a la Diputación Permanente para debatir sobre la conveniencia de que Iglesias compareciera tanto ante la Comisión de Justicia como ante la de Calidad Democrática para informar sobre su participación en el caso Dina

Sin embargo, en su reunión de este martes, el órgano de gobierno del Congreso que preside Batet ha rechazado convocar a ese órgano que sustituye al Pleno en periodos para tratar lo que, según la mayoría de la Mesa, es un asunto "privado" ajeno al control parlamentario.

"No hay caso Dina"

En rueda de prensa, el secretario primero de la Mesa del Congreso y diputado de En Comú, Gerardo Pisarello, ha explicado que Unidas Podemos ha votado en contra de citar a Iglesias porque el asunto por el que se le reclama es "ajeno" a sus competencias como vicepresidente del Gobierno.

Pero también por que defienden que este asunto debe discutirse "con transparencia" en el marco de una comisión de investigación "más amplia" sobre el papel de las llamadas "cloacas del Estado" en los últimos años en la que puedan comparecer todos los actores políticos implicados. "No hay caso Dina, sino caso Villarejo y caso cloacas del Estado", ha aseverado Pisarello.

En esta línea, el expresidente del Gobierno de España, José Luis Rodríguez Zapatero, ha asegurado este martes que no ve "materia para una comisión de investigación". Por ello, no cree necesario que el vicepresidente segundo Pablo Iglesias comparezca en el Congreso de los Diputados.

En un evento telemático en el que ha participado EL ESPAÑOL, el exdirigente socialista ha sostenido que este planteamiento "no tiene recorrido", aunque admite que ha hecho "una lectura muy por encima" ante la "gran cantidad de información" que ha salido en los medios.