El portavoz parlamentario del PNV, Aitor Esteban, ha señalado que mantiene conversaciones con el PSOE y vaticina que "la cosa podría funcionar" para la investidura del líder socialista, Pedro Sánchez, admitiendo que el PNV exigirá la transferencia de la gestión de la Seguridad Social a las autoridades vascas.

Según ha confirmado en una entrevista en RNE esta transferencia "está en el Estatuto" de Gernika y la Justicia avala esta posición. "Evidentemente siempre lo vamos a exigir porque está en el Estatuto, casualmente hubo una sentencia del Tribunal Constitucional que viene a decir eso", ha señalado.

"Aquí hay un contenido estatutario y se habla en el fallo de la seguridad social, hay que concretar a que se refiere y definir hasta qué nivel, pero la comunidad tiene competencias y eso habrá que enfrentarlo tarde o temprano", ha recalcado el dirigente jeltzale.

En este sentido, Aitor Esteban ha ironizado con que los partidos hablan siempre de "cumplir la ley", pero en este caso critican la exigencia del Gobierno vasco. "Los constitucionalistas son muy defensores de la jurisdicción, entonces, tendrán que negociar esas competencias que compete a las comunidades autónomas", ha zanjado, matizando que es algo que "no dice el PNV", sino el Constitucional.

Reunión ERC y PSOE

Por otro lado, sobre la primera reunión entre PSOE y ERC de este jueves para desbloquear la investidura, Esteban ha expresado su deseo de que sirva para dar "señales positivas" y se pueda pensar que haya un "entendimiento" para la investidura de Sánchez.

Así, preguntado si cree que puede haber un acuerdo antes de Navidades, el dirigente jeltzale ha pedido celeridad. A su juicio, con voluntad "siempre se puede encontrar un terreno común para avanzar" y considera que "las decisiones se tienen que tomar ya" para acabar con la situación de interinidad que vive el Ejecutivo.

Esteban entiende que "quizás no sea en una primera reunión" cuando se logre desencallar la investidura, pero este primer encuentro puede servir para "dar luz verde" a un entendimiento.

Con todo, el portavoz del PNV ha pedido "empatía" a socialistas y republicanos para llegar a un acuerdo. "Hay que ponerse en el lugar del otro y saber que todo el mundo tiene sus líneas rojas", ha subrayado