El Gobierno andaluz no prevé una cuarta ola "tipo tsunami" como esta tercera, sino pequeños picos con subidas y bajadas de casos de Covid-19. El consejero de Salud, Jesús Aguirre, se ha referido al estudio realizado por el Instituto Carlos III acerca de un posible repunte en la segunda semana de abril en algunas comunidades, entre ellas Andalucía.

Noticias relacionadas

"No esperamos una subida exponencial grande de casos", ha señalado el consejero de Salud en la inauguración de unas obras del centro de salud El Almorrón de la localidad sevillana de Écija. 

Aguirre ha admitido su preocupación por un posible repunte, pero que no significa sea una ola como esta tercera. Esta previsión se debe a la inmunización de los usuarios en las residencias de ancianos y en el avance de la vacunación a los mayores de 80 años, aunque el 85% de la población andaluza está sin vacunar.

Por su parte, el presidente de la Junta, Juanma Moreno, aboga por seguir aplicando "una cirugía de precisión". Rechaza una desescalada desenfrenada y plantea la posibilidad de abrir la movilidad en las zonas con menor incidencia del virus.

Hasta este miércoles no se tomará una decisión tras la celebración del comité de expertos de la Junta, pero el presidente ya advierte de que "aquellas comarcas, ciudades o provincias" que no tengan la incidencia que marcarán los expertos "no podrán ampliar su movilidad".

En Andalucía esta tercera ola se da por doblegada, pero se sigue encontrando en una fase de meseta. En una entrevista en Canal Sur Radio, Moreno destacó dos preocupaciones. Por un lado, las vacunas porque no llegan las cantidades que la región necesita y, por otro, las variantes. La británica es ya la dominante en Andalucía y en los últimos días se ha detectado la presencia de la sudafricana.

La vacuna de AstraZeneca

En cuanto a las vacunas de AstraZeneca suministradas hasta este momento en Andalucía, no ha habido ningún problema específico o grave, ha explicado el consejero de Salud.

No obstante, la Junta no administrará las 123.210 dosis de esta farmacéutica que quedaban por inocular, tras la decisión del Ministerio de Sanidad de suspender la vacunación con las dosis de esta farmacéutica tras los casos de trombosis detectados en Dinamarca. El Gobierno está a la espera del informe el Comité de Evaluación de Riesgos de Farmacovigilancia (PRAC) sobre su idoneidad.

Por otra parte, el consejero ha pedido este lunes por carta explicaciones a la ministra de Sanidad, Carolina Darias, ante el descenso en la llegada de vacunas al 15,5% del total nacional. Todo ello "cuando la población andaluza está en un 18%". Aguirre lamenta no conocer los criterios que está usando el Ministerio.

La semana pasada llegaron a Andalucía 175.430 y esta semana 157.000, lo que supone cerca de 20.000 menos. Esta situación ha ocurrido en otras regiones. "No entendemos por qué esa bajada tan importante del porcentaje de vacunas a algunas comunidades autónomas, sin que lo hayamos debatido dentro de los órganos competentes".