El Rey ha vuelto este viernes a Cataluña, apenas dos semanas después de su polémica ausencia en la entrega de despachos de una nueva promoción de jueces hace apenas dos semanas. Como estaba previsto, le ha acompañado el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en duda hasta las últimas horas por la urgencia de una solución para Madrid tras el fallo del TSJM este jueves rechazando el 'cierre' de la Comunidad, que abre la vía al estado de alarma.

Noticias relacionadas

El respaldo de Sánchez al monarca es relevante tanto por los ataques o críticas de algunos miembros de su equipo, como el vicepresidente Pablo Iglesias o el ministro Alberto Garzón como por, entre otros motivos, el clima al que asiste Felipe VI en este caso a Barcelona, plantado por el Govern y por la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, y tras quemas de fotos del jefe del Estado en diversas localidades catalanas. Òmnium Cultural le ha recibido en la Estación de Francia con una gran pancarta: 'Juan Carlos Primero, Felipe el último'.

En concreto, Felipe VI ha participado en dos eventos organizados por la Zona Franca: a la entrega de premios de la primera edición de la Barcelona New Economy Week-Bnew precisamente en la Estación de Francia y después, visita a la incubadora de empresas de impresión de 3D y el Dfactory.

"Hacer las cosas juntos"

En su discurso en el primero de los eventos, en catalán y castellano, el Rey ha apelado a dar una imagen de unidad que proporcione un entorno estable y beneficioso para las empresas, generando así mayor riqueza y empleo, y ha añadido: "Tenemos la oportunidad de hacer mejor las cosas. Y de hacerlas juntos".

"España se ha labrado merecidamente una imagen internacional asociada, también es verdad, a la competitividad y a la excelencia productiva. Trabajemos juntos por mantenerla, por aumentarla donde sea necesario; demostremos una imagen de unidad que proporcione un entorno estable y beneficioso para las empresas, generando así mayor riqueza y empleo", ha resaltado.

Al dirigirse a los premiados en innovación, ha dicho: "Tenemos la oportunidad de hacer mejor las cosas. Y de hacerlas juntos", asegurando que con su talento y motivación la economía española avanzará en el camino de la superación de esta crisis.

"Atravesamos una situación que somete a la economía mundial a un grado elevado de incertidumbre. En nuestro país, gracias a la transformación de nuestro tejido productivo durante los últimos años, contamos con un sector empresarial sólido y potente, con una gran proyección internacional y muy capaz de hacer frente a situaciones adversas", ha destacado el monarca.