Una gran manifestación que saque de sus casas a la mayoría catalana silenciosa y silenciada, según sus organizadores. Eso es lo que pretende Societat Civil Catalana (SCC) con la concentración convocada para este domingo 8 de octubre a las 12 de la mañana en la plaza Urquinaona de Barcelona.

Noticias relacionadas

"¡Basta! Recuperemos el seny", dice el vídeo promocional, lleno de conceptos positivos que pretenden reforzar el "sí a la convivencia, sí al pluralismo y sí a la solidaridad" sobre el que pivotará la concentración. Tres personalidades muy conocidas y con prestigio social, como el Nobel de literatura Mario Vargas Llosa, muy vinculado a la ciudad, la directora de cine Isabel Coixet y el expresidente del Parlamento Europeo Josep Borrell leerán el manifiesto final. 

Si por estos motivos la manifestación tiene una innegable importancia simbólica, este viernes se sumó otro. El PSC apoyó la celebración de la marcha y pidió, mediante una carta del secretario de Organización a todos los militantes, participar en todas las concentraciones que promuevan el diálogo.

Si bien el PSC no se ha adherido formalmente y como partido a la convocatoria, respaldada por 25 entidades y varias formaciones políticas, sí la ha citado junto a la que tendrá lugar este sábado en toda España bajo la propuesta "¿Parlem? ¿Hablamos?". En la del domingo participarán, además de Borrell, un referente del socialismo catalán y español, el propio secretario de Organización del partido que dirige Miquel Iceta. 

"Muchos compañeros socialistas nos han hecho saber que participarán en las concentraciones y manifestaciones a favor del acuerdo, y por eso ponemos en vuestro conocimiento estas dos convocatorias", escribió Salvador Illa en su carta a la militancia. "Participar es ayudar para hacer de puente y acercar los extremos", apunta la misiva. "Seguro que algunos pretenderán utilizar nuestra presencia para acentuar aún más la dinámica de enfrentamiento, pero eso no nos puede hacer echarnos atrás", según él. 

La participación del PSC es relevante, ya que acaba con la duda de que la marcha se convirtiese en una reivindicación de partidos de centro derecha, como el PP o Cs, que se sumarán con importante representación, como Albert Rivera, líder del partido naranja, Inés Arrimadas, líder de la formación en Cataluña y jefa de la oposición, Pablo Casado, vicesecretario de los populares, o Cristina Cifuentes, presidenta de la Comunidad de Madrid. El catalanismo tradicional del PSC resta, del mismo modo, credibilidad a la acusación de manifestación anticatalana que ya se comenzó a difundir desde ámbitos independentistas en redes sociales. 

SCC quiere que la manifestación sea una fiesta. Quiere que no haya reivindicaciones más conflictivas que la de mantener la convivencia en Cataluña y en el conjunto de España. 

Entre los asistentes confirmados están el exfiscal Carlos Jiménez Villarejo, vinculado en el pasado a Podemos, partido por el que fue brevemente eurodiputado, los catedráticos de Derecho Constitucional Francesc de Carreras y Teresa Freixes; el exministro Josep Piqué; la portavoz de Libres e Iguales, Cayetana Álvarez de Toledo; el escritor Arcadi Espada y los eurodiputados Santiago Fisas, Enrique Calvet y Teresa Giménez Barbat, entre otros.

Transcurrirá desde la plaza Urquinaona hasta la avenida marqués de Argentera por el Paseo de Isabel II y la via Laietana.