La mejor de las noticias que podía recibir Zinedine Zidane se confirmó este martes. El vuelo del Real Madrid se retrasó 20 minutos para que Fede Valverde pudiera viajar con el resto del equipo a Londres. La PCR negativa que necesitaba el uruguayo para regresar a la convocatoria llegó justo a tiempo. Los merengues llevaban dos semanas sin contar con él, que se suman a varias incomparecencias a lo largo de la temporada por los problemas físicos que ha sufrido este año.

Noticias relacionadas

Todo comenzaba el 18 de abril cuando en la mañana de ese domingo se descubría la baja de última hora de Fede por un contacto con un positivo en la previa del partido ante el Getafe. Tres días después se confirmaba también su contagio que le impediría estar también ante el Cádiz. Desde ese momento ha tenido que estar aislado en su domicilio sin poder entrenar con el resto de sus compañeros. Su único entrenamiento antes de jugar ante el Chelsea será el de este martes en Stamford Bridge.

Aún así, Zidane tiene una confianza inusitada en el 'Pajarito'. Los problemas en el lateral derecho ya le hicieron jugar en Anfield como lateral derecho reconvertido, una posición que podría volver a ocupar este miércoles. Todo comenzó ante el Barça en el Alfredo Di Stéfano. Ocupó esa zona del campo prácticamente durante el encuentro, siendo una especie de carrilero derecho. Su gran actuación terminó de convencer al técnico galo de que podía ocupar esa posición perfectamente.

Fede Valverde, durante el vuelo del Real Madrid a Londres

Es un soldado de Zidane para las grandes citas desde que fue determinante en la Supercopa de España que levantó el Real Madrid la temporada pasada y es el futuro del centro del campo merengue. Demostró su importancia esta temporada en el partido de la primera vuelta de La Liga ante el Barça marcando, así como tuvo presencia capital en el encuentro de vuelta ante el Atalanta en octavos de final. Cada vez que ha habido una cita grande, ha estado él.

El suplicio

Valverde se ha encontrado con una situación irrisoria desde el comienzo de su cuarentena. Primero fue por culpa de ese contacto, sin estar demostrado su positivo. El protocolo de LaLiga obliga a que sea así, que ese aislamiento sea obligatorio durante varios días para evitar más contactos. Finalmente se conoció su positivo y tuvo que estar en su domicilio durante dos semanas en el momento más trascendental de la temporada.

Los blancos no están teniendo nada de suerte con sus casos positivos. Mariano, Andriy Lunin, Eder Militao, Casemiro, Eden Hazard, Luka Jovic, Nacho Fernández, Sergio Ramos y Raphael Varane, además de Valverde, han tenido que superar el virus en algún momento de la temporada. 10 positivos por los ocho del Atlético de Madrid, que tampoco han sido muy afortunados en esta cuestión. En el caso del Barça, la Covid-19 solo atacó a Sergi Roberto, además lo hizo cuando estaba lesionado. Una situación a tener en cuenta para poner en valor lo que termine consiguiendo el Real Madrid al final del año.

[Más información: Fede Valverde da negativo y entra en la convocatoria del Real Madrid junto a Ramos y Mendy]