El base esloveno Luka Doncic volvió de nuevo a la competición de la NBA por la puerta grande tras el descanso de la 70 edición del Partido de las Estrellas y con su triple-doble se unió al legendario Bob Cousy en la lista de los mejores de todos los tiempos.

Noticias relacionadas

Además de ayudar a su equipo de los Dallas Mavericks a conseguir la victoria en el duelo frente a los San Antonio Spurs y situarse a solo décimas de porcentaje para ser líderes por primera vez desde que comenzó la temporada en la División Suroeste.

Doncic se erigió una vez más en el líder de los Mavericks a los que aportó un triple-doble que les ayudó a ganar por 115-104 a los Spurs, en el duelo de equipos tejanos con el que se inició la segunda mitad de la temporada de la NBA.

El exjugador del Real Madrid, que en la 70 edición del Partido de las Estrellas del pasado domingo fue el que más tiempo estuvo en la pista con el Team LeBron, 32 minutos, y les ayudó a ganar por 170-150 ante el Team Durant, consiguió 20 puntos, 12 rebotes y 12 asistencias.

Triple-doble de récord

Doncic, de 22 años, que logró su triple-doble número 33, ahora está empatado con el legendario Cousy en el undécimo lugar de la lista de todos los tiempos de la NBA, cuando apenas lleva dos temporadas y media en la liga.

La estrella de los Mavericks, que jugó 39 minutos, anotó 9 de 20 tiros de campo, y falló 8 de 10 intentos de triples, mientras que tampoco tuvo buen control del balón al perderlo seis veces, pero compensó sus errores y falta de inspiración encestadora con la gran labor que hizo en otras facetas del juego.

La buena defensa que le hicieron los jugadores de los Spurs que lo marcaron, obligaron a Doncic a no tener su mejor concentración a la hora de tirar a canasta y le obligaron a cometer errores.

Pero el pívot letón Kristaps Porzingis también destacó en su condición de jugador franquicia y aportó un doble-doble de 28 puntos y 14 rebotes.

Porzingis, quien se sometió a una cirugía de rodilla en la temporada baja, tiene dobles-dobles en tres partidos seguidos y siete de sus últimos 12 encuentros.

El escolta-alero Josh Richardson llegó a los 12 puntos y junto con el ala-pívot alemán Maxi Kleber, que anotó 11 tantos y capturó siete rebotes completó la lista de los cuatro titulares de los Mavericks que tuvieron números de dos dígitos.

Mientras que como equipo tuvieron un 52 (43-83) por ciento de acierto en los tiros de campo y 51 rebotes por el 56 (38-83)% y 30 balones capturados bajo los aros, respectivamente, por los Spurs.

De nuevo, el veterano escolta DeMar DeRozan, con doble-doble de 30 puntos y 11 asistencias, acabó como líder de los Spurs (18-15), que perdieron el segundo partido consecutivo, y siguen de líderes en la División Suroeste, pero solo por dos décimas de ventaja sobre los Mavericks (19-16), que son segundos.

El base reserva australiano Patty Mills encestó 14 puntos y el ala-pívot Rudy Gay, que también salió del banquillo, aportó 13 tantos y nueve rebotes con el equipo de San Antonio.

Aldridge, a la venta

Antes del partido, el entrenador Gregg Popovich anunció que el veterano pívot LaMarcus Aldridge, de 35 años, en su sexta temporada en San Antonio, será traspasado antes del próximo 25 de marzo.

Si al final no consiguen algún acuerdo con otro equipo para la salida de Aldridge, el equipo le rescindirá el contrato por el que esta temporada tendrá que recibir un salario de 24 millones de dólares.

[Más información: Doncic se viste de superhéroe: doble locura para ganar en los últimos 15 segundos]