Este viernes 21 de septiembre, el Real Madrid de Pablo Laso tenía en su agenda un compromiso de gran importancia. El estadio gallego llamado Fontes do Sar iba a ser testigo del primer partido de la semifinal de la Supercopa entre Obradoiro y el equipo blanco.

Noticias relacionadas

A medida que el partido transcurría, Gabriel Deck iba a acaparar todos los focos de la afición. El joven jugador argentino disputaba sus primeros minutos vestido de blanco en competición oficial y su primera canasta le será muy difícil de olvidar. Arrancando desde campo madridista, iba a lanzarse como una flecha sin que ningún jugador de Obradoiro pudiera pararle, y con una bandeja anotaba sus primeros dos puntos.

Por tanto, su aparición estelar en territorio gallego no iba a demorarse más de la cuenta e iba a protagonizar esa gran obra de arte. Cabe recordar que es una de las grandes promesas en las que el club merengue tiene depositadas muchas esperanzas, y ya ha sido convocado por la selección de Argentina para algunos duelos.

Su juventud y esfuerzo diario son las claves para que la progresión de Gabriel Deck se desarrolle con éxito. Afronta su primera temporada en el Real Madrid a las órdenes de Pablo Laso, donde recibirá los consejos y el apoyo de todos sus compañeros, desde los más jóvenes hasta los más veteranos.

Como capitán, Felipe Reyes le supone un gran ejemplo a seguir. Sin duda es el jugador que le puede aportar más experiencia, después de toda una vida vistiendo de blanco y cosechando todo tipo de trofeos. Deck espera encajar en los planes de Laso y ser importante para el equipo, ayudando a conseguir nuevos éxitos.

En su primer partido en competición oficial, Deck ya ha dejado muestras de su gran potencial y de la clase de jugador de la que la afición madridista podrá disfrutar durante esta temporada. El argentino ha demostrado encontrarse en un gran momento de forma, y espera responder con creces a la confianza que Laso deposite en él.