Las obras del Estadio Santiago Bernabéu presentan novedades incluso lejos de todo lo que se está viviendo en el paseo de la Castellana. La afición merengue está muy ilusionada con la gran reforma a la que se está sometiendo el coliseo blanco, aunque aún queda mucho para que las gradas se puedan volver a llenar y el balón ruede por el terreno de juego de Chamartín. Las últimas novedades tienen que ver con la piel que se está preparando.

Noticias relacionadas

Hay mucho por hacer en cuanto a estructura aún en el Santiago Bernabéu, pero en Valdebebas ya se están haciendo pruebas para ver cómo quedará la nueva piel que recubrirá al estadio. Ya se explicó hace meses cómo sería, de dónde venía y cuáles son sus principales características. Acerinox, una de las empresas más competitivas del mundo en la fabricación de aceros inoxidables y aleaciones de níquel, fue la compañía seleccionada por el Real Madrid.

En las imágenes que se pueden ver en el último vídeo del canal de YouTube de Javier Caireta, se puede ver cómo serán esas planchas tanto en la cubierta como en los laterales. Hay variantes con respecto a unas u otras. Un ejemplo presenta más espacio entre plancha y plancha, mientras que otras están más juntas. Las que mirarán a las calles aledañas al Santiago Bernabéu son más pequeñas, mientras las más altas ganan en proporción.

La envolvente exterior del estadio, las fachadas y la cubierta serán fabricadas en la planta de Acerinox en Cádiz y dotarán al estadio de una apariencia vanguardista, ajustando además con sus láminas metálicas el volumen del edificio que se integrará en el espacio del demolido Central Comercial La Esquina del Bernabéu y el de la antigua T4, la reconfiguración de las torres de Castellana y un vuelo de 21 metros para conformar un gran atrio de entrada al Tour y al estadio por el lateral oeste.

Una de las claves de la composición de la cubierta es la apuesta por la sostenibilidad medioambiental. Se reducirá la contaminación acústica y lumínica hacia el exterior y, gracias al material translúcido que se utilizará, se conseguirá mayor luminosidad interior, reduciendo el consumo de energías artificiales.

Esto se puede ver en las pruebas que se están llevando a cabo en la colocación de las planchas y en su orientación hacia el sol o hacia abajo. Para convertirse en el estadio más moderno del mundo esta cuestión también es muy importante. La contribución con La Tierra tendrá cabida en el nuevo Santiago Bernabéu.

Más pruebas

También se ven algunos de los asientos seleccionados que están siendo probados para ver el efecto que tienen sobre la grada. Son bastante similares a los que ya existían, aunque estos son simplemente de prueba. Aún no se tiene ninguna certeza de cómo serán. También se puede ver en la grada algunas pruebas de lo que será un segundo videomarcador 360 que estará no solo en el techo del estadio, si no también entre tribunas.

[Más información: Así ha sido la espectacular transformación del Estadio Santiago Bernabéu en tres meses de obras]