El logo de Caixabank en una imagen de archivo.

El logo de Caixabank en una imagen de archivo.

Empresas BANCA

CaixaBank, Bankia y Sabadell se hunden en Bolsa por su alto volumen de hipotecas con el IRPH

CaixaBank lidera las caídas en Bolsa, pero toda la banca española está expuesta al riesgo de una sentencia definitiva contraria a sus intereses.

Noticias relacionadas

El dictamen del abogado general del Tribunal de Justicia de la UE (TJUE) sobre las controvertidas hipotecas referenciadas al IRPH ha supuesto un jarro de agua fría para CaixaBank, Bankia y Sabadell en Bolsa.

Se trata de las entidades cotizadas más afectadas en relación a su negocio por los procesos judiciales que se abrirían si el TJUE sigue el dictamen de su abogado, Maciej Szpunar, y decide que este índice pueda ser juzgado en el ámbito de la directiva sobre cláusulas abusivas.

Según estimaciones de Goldman Sachs, la banca podría tener que afrontar un golpe de entre 5.000 y 44.000 millones de euros si sufre un varapalo judicial por este índice oficial.

CaixaBank es la entidad con mayor riesgo con 6.700 millones de euros en hipotecas con IRPH, mientras Bankia cuenta en cartera con 1.600 millones de euros y Sabadell 831 millones de euros.

La gran banca global, Santander y BBVA, también está expuesta con 4.300 y 3.100 millones de euros en préstamos referenciados al IRPH. Y entidades más pequeñas como Unicaja (200 millones) y Kutxabank (727 millones de euros) también sufrirían en caso de una sentencia contraria a sus intereses y favorable al de los miles de clientes afectados por estas hipotecas.

Las pérdidas de CaixaBank eran las más importantes en Bolsa este martes por la mañana, con caídas que han llegado a superar el 3%, seguidas por las de Bankia y Sabadell que superan el 2%.

El IRPH es el segundo índice más popular en España para referenciar las hipotecas, por detrás del Euríbor. 

Si el TJUE dicta sentencia contraria a los intereses de los bancos, los jueces españoles deberán verificar si los bancos que lo usaron informaron con transparencia a sus clientes. Si estiman que no fue así podrían anularlo por abusivo y obligar a devolver el dinero cobrado de más.